Rendez-vous

Repetición


LOS ÚLTIMOS PROGRAMAS

HISTORIA

Por qué el día de la Hispanidad se celebra el 12 de octubre y qué relación tiene con América Latina

Saber más

EN FOCO

España: Quién es Carles Puigdemont, el catalán que desafío a Madrid

Saber más

MODA

Verano 2018: un himno a la vida, al amor, a París

Saber más

ESTO ES FRANCIA

A bordo del mítico tren de la costa azul

Saber más

MODA

Paris Fashion Week: Humor y grandeza

Saber más

Islamistas de Bangladés piden que los rohinyás sean armados

© AFP/Archivos | Los rohinyás, la mayor población apátrida del mundo, son tratados como extranjeros en Birmania, un país donde el 90% de la población es budista

CHITTAGONG (BANGLADÉS) (AFP) - 

Miles de islamistas radicales se manifestaron el viernes en Chittagong, una ciudad portuaria de Bangladés, pidiendo al gobierno que arme a los rohinyás musulmanes, que han huido de la represión en el Estado Rakáin de la vecina Birmania.

Desde finales de agosto, más de medio millón de rohinyás, una minoría marginada y perseguida en el oeste de Birmania, cruzaron a Bangladés, donde ya vivían 300.000 rohinyás, que habían migrado allí en otras oleadas anteriores.

La migración se produjo después de que rebeldes royinhás atacaran puestos policiales en Birmania, generando en represalia una violenta represión del ejército contra esa minoría.

Unas 15.000 personas se sumaron a la manifestación en Chittagong, la segunda ciudad de Bangladés, según la policía. La manifestación fue organizada por el grupo islamista radical Hefazat-e-Islam para protestar contra los asesinatos de rohinyás en Birmania.

"Pedimos que se ponga fin al genocidio de los rohinyás" dijo a la AFP un portavoz de Hefazat, Azizul Hoque Islamabad.

"También hemos pedido al gobierno que entrene y arme a los rohinyás, así podrán liberar su tierra" añadió.

Los rohinyás, la mayor población apátrida del mundo, son tratados como extranjeros en Birmania, un país donde el 90% de la población es budista.

A causa de la discriminación no pueden viajar o casarse sin autorización. Tampoco tienen acceso al mercado laboral ni a los servicios públicos, como escuelas u hospitales.

© 2017 AFP