Rendez-vous

Repetición


LOS ÚLTIMOS PROGRAMAS

HISTORIA

Historia del Hajj, la peregrinación musulmana a la Meca

Saber más

AQUÍ AMÉRICA

Indígenas mexicanos esperan que López Obrador ponga fin a siglos de discriminación

Saber más

ECONOMIA

El rescate económico de Grecia llega a su fin

Saber más

CIENCIA Y TECNOLOGÍA

Así fue realizado el primer trasplante bipulmonar en Ecuador

Saber más

CULTURA

El boom Anitta que ha despertado al funk brasileño de su letargo

Saber más

EE. UU. y Canadá

Donald Trump muestra su apoyo a la actriz Roseanne Barr y arremete contra el propietario de ABC

© Mario Anzuoni / Reuters | Anteriormente, la actriz ya había dado lugar a más de un conflicto en las redes sociales por sus posiciones.

Texto por Mamen Sala

Última modificación : 31/05/2018

El presidente Donald Trump entró a terciar en la cancelación de la famosa serie ‘Roseanne’ tras un episodio de racismo protagonizado por su conductora, Roseanne Barr.

Todo ha ocurrido en menos de 48 horas. Estados Unidos dijo adiós este martes 29 de mayo a una de sus comedias locales más exitosas después de que la cadena ABC decidiera cancelarla por los calificativos racistas que su protagonista y creadora, Roseanne Barr, profirió a la exasesora del expresidente Barack Obama, Valerie Jarret. La protagonista de la serie ´Roseanne´ publicó en su tweet en el que decía que “la hermandad musulmana y el planeta de los simios tuvieron un bebé = vj”, siglas que corresponden al nombre de la asesora Valerie Jarret.

Roseanne Barr, simpatizante republicana, enseguida borró su publicación pero de nada sirvió. Sus declaraciones corrieron como la pólvora en las redes sociales y provocaron la reacción de cientos de internautas que la tacharon de racista y xenófoba. Poco después pidió perdón a Valerie Jarret y a todos los estadounidenses diciendo que sentía “mucho haber hecho esa broma sobre su visión política y su apariencia. Debí ser más consciente. Discúlpenme, mi broma fue de mal gusto”. Pero el daño ya estaba hecho y las consecuencias decididas.

El comentario es aborrecible, repugnante e inconsistente con nuestros valores

Channing Dungey, presidenta de ABC Entertainment

Esa misma mañana, la actriz recibió una llamada de la cadena ABC para informarle que se cancelaba la emisión de la conocida comedia que lleva su nombre. Había costado más de 20 años volver a emitirla en televisión después de su éxito en 1977 y había durado menos de 3 meses en pantalla. La presidenta de ABC Entertainment, Channing Dungey, la primera afroamericana que dirige un programa de televisión en una de las principales cadenas, señaló en un comunicado que el comentario "es aborrecible, repugnante e inconsistente con nuestros valores".

El presidente ejecutivo de Disney, Bob Iger, mostraba su apoyo a la decisión de Dungey poco más tarde con este tweet: “aquí solo se podía hacer una cosa, lo correcto”. Además, la actriz también ha sido abandonada por su agencia de talento, ICM Partners, quien, a las preguntas de France 24 ha respondido que nos remitamos a su comunicado. En la nota de prensa enviada a los medios de comunicación, la agencia ha afirmado que está “enormemente consternada por el vergonzoso e inaceptable” tuit.

Roseanne, de 65 años, es una vieja gloria de la comedia estadounidense rescatada para dar vida de nuevo a una serie que muchos echaban de menos. No hay más que ver los datos de audiencia. El primer episodio de ‘Roseanne’ se emitió en marzo y fue visto por más de 25 millones de espectadores. La cadena sabía que ‘Roseanne’ traería buenas cifras. Además, los seguidores de la serie amaban a su presidente Donald Trump y la actriz se había convertido en la defensora presidencial del momento. Roseanne asegura que, cuando volvió a la pequeña pantalla, el propio Donald Trump le llamó por teléfono para felicitarla por el éxito de la serie. Por eso, ahora no es de extrañar, que salga en su defensa.

“Bob Iger llamó a Valerie Jarret para contarle que ‘ABC no tolera comentarios como esos’ realizados por Roseanne Barr. Vaya, él nunca llamó al presidente Trump para disculparse por las declaraciones horribles hechas contra mí en ABC. O quizás no cogí la llamada”, publicó en Twitter, Donald Trump.

Otros escándalos que han obligado a la cancelación de producciones televisivas

Anteriormente, la actriz ya había dado lugar a más de un conflicto en las redes sociales. Pero la cadena confió en que los tuits pararan cuando empezase a trabajar. No ocurrió. Y ABC ha tenido que tomar cartas en el asunto y priorizar, como tantas otras veces ocurre, entre la responsabilidad social de la cadena y las audiencias.

No es el primer caso en el que un actor o actriz acaba con el éxito de una serie de televisión. El último ejemplo se vio hace poco en un programa que nunca llegó a ver la luz. La cancelación de un nuevo espacio televisivo de comedia a cargo del actor Bill Cosby, recientemente acusado de abuso sexual por varias mujeres. Las denuncias contra el actor hicieron que la NBC cambiara de opinión y decidiera no emitir el programa.

O el caso del protagonista de ‘House of Cards’, Kevin Spacey, quien fue despedido por Netflix después de que otro actor, Anthony Rapp, lo denunciara por acoso sexual. En ese momento, según fuentes del equipo de producción, “se decidió suspender la producción de la sexta temporada de ‘House of Cards’ hasta nuevo aviso para tener tiempo de valorar la actual situación y atender cualquier preocupación de nuestro reparto y equipo”, dijeron.

‘Los años maravillosos’ también se vieron afectados por la supuesta conducta de dos de sus  principales actores. La serie no llegó nunca a firmar una séptima temporada a raíz de las denuncias de acoso sexual presentadas por Monique Long, una diseñadora de vestuario de la serie, contra los actores Fred Savage y Jason Harvey. En su denuncia, Monique aseguró que Fred y Jason habían abusado de ella verbal y físicamente, lo que había provocado que no hiciera bien su trabajo y fuera despedida.

Primera modificación : 31/05/2018