Brasil supera las 500.000 muertes por Covid-19

Una mujer, con una máscara protectora, sostiene un cartel en forma de cruz con un mensaje que dice en portugués "500.000 muertes", durante una protesta contra el presidente brasileño Jair Bolsonaro y su manejo de la pandemia. Fotografía tomada en Cuiabá, Brasil, el sábado 19 de junio de 2021.
Una mujer, con una máscara protectora, sostiene un cartel en forma de cruz con un mensaje que dice en portugués "500.000 muertes", durante una protesta contra el presidente brasileño Jair Bolsonaro y su manejo de la pandemia. Fotografía tomada en Cuiabá, Brasil, el sábado 19 de junio de 2021. © Andre Penner / AP

Este es el segundo país del mundo en contabilizar más de medio millón de muertes a causa del Covid-19, después de Estados Unidos. La diferencia es que en la nación sudamericana la pandemia no da tregua y atraviesa uno de sus peores momentos. Por otra parte, la OMS advirtió del creciente peligro que existe ante el avance del virus en África, donde han vacunado a tan solo el 1% de la población. 

Anuncios

La pandemia de coronavirus avanza de manera dispar en función del continente. Mientras en América Latina y África los casos se van multiplicando durante estas semanas en numerosos países, en Estados Unidos y especialmente en Europa parece que se está recobrando la vida cotidiana poco a poco gracias a los altos índices de vacunación.

La vacuna se ha mostrado como la piedra angular de la recuperación de la normalidad previa a la pandemia. Aquellos países que han podido inmunizar a más gente son los que han visto como los casos y las muertes han caído en picado. La situación es tan positiva que algunos países como Francia o España ya anunciaron medidas de retirada de mascarillas en espacios abiertos.

Sin embargo, la OMS advierte que estos procesos de vacunación rápida y masiva pueden llegar a ser inútiles si no son equitativos entre todos los países y no se consigue hacer llegar la vacuna a todas las regiones del planeta, ya que las más desfavorecidas pueden ser el caldo de cultivo idóneo para el surgimiento de nuevas y peligrosas variantes que resistan las vacunas.

Hasta la fecha, se han reportado 177,8 millones de casos y 3,8 millones de muertes en todo el mundo a la vez que se han inoculado más de 2.500 millones de dosis, según el conteo independiente de la Universidad Johns Hopkins

A continuación, lo más destacado de este 19 de junio de 2021:

  • Brasil ya cuenta más de medio millón de fallecimientos por Covid-19

Esta cifra se alcanzó después de más de un mes de contabilizar un promedio de 2.000 muertes cada día. Es decir, la segunda peor ola de fallecimientos por el brote que ha vivido el país. El mayor número de óbitos se registró a principios de abril y comenzó a bajar a finales del mes, sin que todavía se reduzca considerablemente, según las cifras del Ministerio de Salud

La Fundación Fiocruz explica este momento como una “una meseta (de muertes) elevada que tiene la posibilidad de una agravación en las próximas semanas, con la llegada del invierno” austral. Por eso, la organización asegura que Brasil vive una situación “crítica”. 

La preocupación aumenta si se tiene en cuenta que más del 80% de las camas de cuidados intensivos están ocupadas, en lo que respecta a 19 de los 27 estados. En los otros ocho el panorama es más crítico, pues la ocupación alcanza un 90%, precisó la Fiocruz.

Justo antes de que se conociera la cifra de las 500.000 muertes, el ministro de la cartera, Marcelo Queiroga, publicó en su cuenta de Twitter que esa cantidad de “vidas perdidas por la pandemia (...) afecta a nuestro Brasil y al mundo entero”. Además, aseguró que han  trabajado “incansablemente para vacunar a todos los brasileños en el menor tiempo posible y cambiar este escenario que nos atormenta desde hace más de un año”.

A pesar de la postura oficial, miles de brasileños culpan al Gobierno Federal de Jair Bolsonaro de ser el responsable de las muertes por el manejo que le ha dado a la pandemia. 

Esa fue la razón principal por la que muchos brasileños volvieron a las calles este sábado para protestar en contra de la respuesta de Bolsonaro, a quien critican por cuestionar la necesidad de usar mascarillas como mecanismo de protección y por no adquirir las vacunas lo suficientemente rápido. 

Al respecto, el fabricante de productos farmacéuticos Pfizer dijo que no obtuvo respuesta a las primeras ofertas para vender vacunas al gobierno entre agosto y noviembre del año pasado.

“Estamos protestando contra el gobierno genocida de Bolsonaro que no compró vacunas y no ha hecho nada para cuidar a su gente en el último año”, dijo a Reuters Aline Rabelo, de 36 años, mientras protestaba en el centro comercial nacional de Brasilia.

Esta queja se replicó en por lo menos 44 ciudades de 20 estados, donde miles de brasileños protestaron, según Globo, el medio más grande del país. 

Hasta ahora, en Brasil han vacunado con las dos dosis respectivas solo al 11% de la población, mientras que un 29% ya recibió la primera dosis, según el Ministerio de Salud.

  • Las autoridades de Perú declaran un “cerco sanitario” en Arequipa por aumento de contagios

A partir de este lunes 21 de junio, la región de Arequipa, en el sur de Perú, estará aislada del resto del país debido a un aumento de nuevos casos de Covid-19. Sin embargo, la decisión del Gobierno nacional es fuertemente criticada por las autoridades locales.

"Dispóngase la suspensión del servicio de transporte aéreo y terrestre de personas de ámbito nacional y regional en el departamento de Arequipa, por el plazo de quince (15) días", señaló un decreto publicado en la gaceta oficial.

La medida también es impuesta luego de que fuera confirmado un segundo caso de la variante Delta del virus y muertes a causa de la mutación Lambda, la primera que llegó a la nación el año pasado, según declararon las autoridades.

"Los estudios desarrollados por el INS permiten decir que para Arequipa el 90,6% de casos se deben a la variante C-37 o Lambda, la segunda es la variante Gama o brasilera, y de la Delta es sólo dos casos", aseguró el ministro de Salud, Óscar Ugarte.

Perú atraviesa por un ascenso en la curva epidemiológica de contagios y es actualmente el primer país del mundo con mayor número de muertes per cápita a causa de la pandemia.

El promedio diario de fallecidos en Arequipa, una región de un millón de habitantes, es de 40 en las últimas dos semanas, y 3.700 contagios confirmados semanales.

El país registra un total de 189.933 fallecidos y 2,023,179 de diagnósticos positivos acumulados, según el conteo independiente de la Universidad Johns Hopkins.

  • La Soberana 2 de Cuba registra una eficacia del 62% en sus resultados preliminares

Una de las cinco potenciales vacunas de la isla demostró una eficacia del 62% contra el Covid-19 en uno de su esquemas de vacunación, compuesto por dos dosis. El anuncio lo hizo la empresa estatal BioCubaFarma, que explica que estos son resultados preliminares.

“En unas pocas semanas deberíamos tener los resultados de eficacia con las tres dosis, que esperamos sea superior”, explicó Vicente Vérez, director del Instituto Finlay de Vacunas, el cual desarrolla la Soberena 2.

Tras haber superado el umbral del 50% de eficacia exigido por la Organización Mundial de la Salud, esta potencial vacuna sería, en caso de recibir la luz verde por parte de los reguladores cubanos, la primera desarrollada en América Latina.

Este anuncio llega justo la misma semana en la que el mundo vio como la vacuna candidata de la farmacéutica alemana CureVac registraba una eficacia de solo el 43%, desvaneciendo las esperanzas sobre un antídoto del que la Unión Europea ya había reservado más de 400 millones de dosis.

  • La OMS advierte del aumento de los casos en África

Los casos de contagios en África se han disparado en la última semana pese al descenso generalizado de los casos a nivel global. Estos datos reflejan el tardío proceso de vacunación del continente, donde muchos países no han tenido acceso prácticamente a las vacunas, lo cual ha impedido avanzar en la inmunización de sus poblaciones.

"En África los casos aumentaron un 52 % la semana pasada, las muertes un 32 %, y tememos lo peor teniendo en cuenta que sólo el 1% de la población africana se ha vacunado hasta ahora", advirtió hoy el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), el etíope Tedros Adhanom Ghebreyesus, en una rueda de prensa.

La OMS volvió a criticar el sistema global de reparto de vacunas, que ya considera un fracaso y un peligro latente para ponerle fin a la pandemia. Desde antes de la salida de las vacunas al mercado, la OMS ha advertido de la necesidad imperiosa de que se produzca un reparto equitativo entre naciones, algo que finalmente no se ha producido.

Durante los primeros meses, los países desarrollados se han encargado de priorizar la vacunación de sus ciudadanos por medio de contratos bilaterales con las farmacéuticas y en detrimento del impacto que eso tiene en los países más pobres.

El máximo responsable de la OMS aprovechó para nuevamente advertir que los recientes compromisos de donación de vacunas a los países en desarrollo, algunos de ellos fijados para el próximo año, llegarán demasiado tarde para los que actualmente se están contagiando y muriendo en regiones como África.

"Actualmente más de la mitad de los países de ingresos medios o altos han conseguido vacunar al menos al 20 % de sus poblaciones, pero entre las economías pobres sólo lo han logrado tres", lamentó Tedros.

  • Ecuador apuesta por un arriesgado retorno al trabajo presencial 

El Gobierno del nuevo presidente Guillermo Lasso ha llamado a los ecuatorianos y ecuatorianas a retomar progresivamente al trabajo presencial desde el próximo 1 de julio. Una medida que desafía a la pandemia de Covid-19, que aún mantiene altos niveles de contagio mientras se avanza lentamente en el plan de vacunación.

La nueva medida forma parte de una estrategia para impulsar la recuperación de la economía del país andino, muy afectada por los efectos de la pandemia, pero también por las políticas neoliberales aplicadas por el último gobierno de Lenin Moreno.

La vuelta al trabajo presencial puede haber sido impulsada por la disminución de la presión en los hospitales, especialmente en las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI), que estaban sobrecargadas hasta hace unas semanas.

Sin embargo, para algunos especialistas, esta medida puede representar un arma de doble filo, siempre que no se tomen todas las garantías necesarias y no se plantee una vuelta al trabajo realmente progresiva.

El regreso al trabajo debe ser "paulatino" y en "consenso entre empleadores y empleados", con un "monitoreo sanitario" y con protocolos que minimicen los riegos de contagio, opinó la experta epidemióloga Catalina Yépez, una exconsejera de la Organización Panamericana de la Salud (OPS).

Además de las normas de bioseguridad que hay que tener en cuenta, la experta cree que será importante no bajar la guardia en el ritmo del proceso de vacunación para conseguir la "inmunidad de rebaño", que requiere que al menos el 70% de la población esté vacunada para proyectar la ansiada vuelta a la normalidad.

Desde que comenzó el plan de vacunación en el país sudamericano, el 21 de enero, se han recibido al menos 4.811.469 dosis de la farmacéutica estadounidense Pfizer, la china Sinovac y la británica AstraZeneca.

Lo que representa al menos una cuarta parte de los casi 18 millones de dosis que se necesitan para inmunizar a toda la población.

Mientras tanto, los contagios siguen siendo elevados en el país, con un aumento de 2.054 nuevos casos registrados en las últimas horas el viernes, según un reporte oficial

Con Reuters, EFE y AFP

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Lleve las noticias internacionales a todas partes con usted. Descargue la app de France 24