Saltar al contenido principal

Un líder negro y un indígena mueren en choques de ELN y banda armada en Colombia

Anuncios

Bogotá (AFP)

Un indígena y un líder negro murieron en el noroeste de Colombia en enfrentamientos entre el ELN, única guerrilla activa que negocia la paz con el gobierno, y una banda criminal de origen paramilitar, informaron ACNUR y organizaciones sociales.

La indígena embera Ana María Mepaquito, de 22 años y madre de cuatro hijos, murió el martes tras choques entre grupos armados en la cuenca del río Truandó, departamento selvático de Chocó, dijo este jueves la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR) en un comunicado.

Según la Organización Nacional Indígena de Colombia (ONIC), la mujer falleció en medio de "fuego cruzado" entre el ELN y las Autodefensas Gaitanistas de Colombia (AGC), el brazo armado del Clan del Golfo, principal banda criminal del país y surgida tras la desmovilización de los paramilitares en 2006.

Su "cuerpo se utilizó como escudo humano", agregó el organismo en un boletín.

Además, un veterano líder de un consejo comunitario, un hombre afrodescendiente cuyo nombre y edad no fueron precisados, murió el jueves pasado tras combates en la zona, dijo a la AFP una fuente de ACNUR.

El organismo internacional alertó del "riesgo inminente de desplazamiento" de las comunidades indígenas y negras que habitan las cuencas de los ríos Truandó y Domingodó ante "la disputa por el control del territorio" de las agrupaciones armadas.

"Las comunidades que habitan estos territorios se han visto extremadamente vulneradas en sus derechos", agregó, y mencionó entre ellos a ataques con minas antipersonales, homicidios selectivos, amenazas e intimidaciones.

Un líder indígena del Chocó, que pidió su anonimato por razones de seguridad, señaló al Ejército de Liberación Nacional (ELN, guevarista) de minar los territorios de las comunidades, lo que limita su movilización, vital para sus labores de caza y pesca diarias, y del reclutamiento de menores.

"Cuando nos restringen la movilidad, nuestras comunidades llevan hambre", dijo a la AFP.

El dirigente sostuvo que el sector donde han ocurrido los combates es "geoestratégico" para el narcotráfico y la minería ilegal, actividad a la que se dedican tanto el ELN como las AGC.

El gobierno de Colombia y el ELN, con unos 1.500 combatientes según cálculos oficiales, instalaron en febrero diálogos para superar medio siglo de conflicto armado.

Con las pláticas, el gobierno busca "la paz completa" tras la firma en noviembre de un pacto con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC, marxistas), que fuera la principal guerrilla del continente.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.