Saltar al contenido principal

Turquía firma un contrato con Rusia para comprar sistemas antiaéreos S-400

Anuncios

Estambul (AFP)

Turquía firmó un acuerdo con Rusia para comprar el sistema de defensa antimisiles S-400, la mayor compra de armamento ruso por parte de Ankara hasta ahora, informaron varios periódicos turcos citando al presidente Recep Tayyip Erdogan.

"Se firmó un acuerdo para la compra de S-400 a Rusia. Ya se hizo un depósito", dijo el presidente de Turquía, un país miembro de la OTAN.

El presidente ruso, Vladimir Putin, y Erdogan están "resueltos a seguir adelante con este tema", dijo el presidente turco a los periodistas a bordo del avión en el que viajaban desde Kazajistán hacia Turquía.

Esta compra de material militar, en particular de un sistema de defensa antimisiles, a un proveedor que no es miembro de la Alianza Atlántica planteará interrogantes entre los aliados, como por ejemplo sobre la compatibilidad de este equipamiento.

El Pentágono se inquietó por la operación y dejó claro que "generalmente es una buena idea" que los aliados de la OTAN compren material inter-operable.

Erdogan defendió la soberanía del país con la compra de material militar en función de las necesidades de equipamiento.

"Tomamos las decisiones sobre nuestra propia independencia, estamos obligados a tomar medidas de seguridad para defender a nuestro país", dijo.

Moscú confirmó el acuerdo. El asesor de Putin para la cooperación técnica y militar, Vladimir Kozhin, dijo que "el contrato se firmó y se está preparando todo para implementarlo".

Kozhin añadió que el S-400 es uno de los sistemas de armas más complejos.

"Puedo garantizar que todas las decisiones tomadas sobre este contrato cumplen con nuestros objetivos estratégicos", dijo, citado por la agencia rusa TASS.

"Por esta razón, entendemos perfectamente las reacciones de varios países occidentales que intentan presionar a Turquía", añadió.

Las relaciones entre Rusia y varios aliados de la OTAN se deterioraron con la crisis ucraniana y la anexión de Crimea por Moscú.

Las relaciones de Ankara, miembro de la OTAN desde 1952, con Washington se deterioraron a su vez por una serie de intereses opuestos, como el apoyo de Estados Unidos a las milicias kurdas de Siria, que Turquía considera como grupos terroristas.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.