Moreno Ocampo sugiere que Venezuela impulsa campaña mediática en su contra

Anuncios

Washington (AFP)

El magistrado argentino Luis Moreno Ocampo sugirió este martes que Venezuela está detrás de denuncias de prensa que alegan que posee una empresa en un paraíso fiscal, trascendido que lo habría alejado de una investigación sobre eventuales crímenes de lesa humanidad en ese país caribeño impulsada por la OEA.

"No sé si fue Venezuela la responsable del ciberataque a nosotros, pero sí sé que están aprovechándolo. Hay una campaña periodística no solamente contra mí, una campaña periodística contra la Corte Penal Internacional (CPI)", dijo Moreno Ocampo, quien fue fiscal de ese tribunal internacional, en declaraciones a la prensa en la sede de la Organización de Estados Americanos (OEA) en Washington.

Tras las denuncias de prensa divulgadas a fines de septiembre, Moreno Ocampo, que fue el primer fiscal de la CPI entre 2003 y 2012, es además objeto de una investigación en ese tribunal que juzga crímenes de lesa humanidad.

El secretario general de la OEA, Luis Almagro, había encomendado a Moreno Ocampo diseñar y conducir audiencias para determinar si existen elementos que permitan presentar ante la CPI una denuncia sobre Venezuela por delitos de lesa humanidad.

Moreno Ocampo condujo personalmente las dos primeras audiencias en la sede de la OEA, pero el viernes la entidad aprovechó una nota de prensa para agradecerle por los servicios prestados, sugiriendo el fin de la cooperación.

En las sesiones de este lunes y martes Moreno Ocampo no participó, y la conducción quedó en manos de tres expertos -Santiago Cantón, exsecretario ejecutivo de la CIDH; el costarricense Manuel Ventura Robles, exjuez de la Corte Interamericana; y el canadiense Irwin Cotler, ex fiscal general de su país- que originalmente debían analizar un informe al fin de todo el proceso

"Yo no voy a responder ninguna pregunta sobre eso más, el tema es Venezuela", se limitó a responder el magistrado argentino este martes, aunque negó que el surgimiento de las denuncias en su contra esté relacionada con su ausencia de las audiencias en la sede de la OEA.

Indicó que su papel en la investigación se limitó a "diseñar" las audiencias, y que sigue "a disposición" del equipo de Almagro.

Por el momento, la OEA no ofreció oficialmente una versión sobre la situación de Moreno Ocampo.

En tanto, en el Salón de las Américas de la sede de la entidad se tomó este martes declaración a alcaldes venezolanos que han partido al exilio, y quienes denunciaron el hostigamiento a líderes municipales opositores al gobierno.

David Smolansky, ex alcalde de El Hatillo, en la región de Caracas, dijo en su testimonio que fue forzado a huir a Brasil porque la "persecución de alcaldes es una política de Estado".

Según Smolansky, desde 2013 el gobierno destituyó a 12 alcaldes, en su mayoría por permitir en sus municipios masivas protestas opositoras. "De ellos, cuatro están presos y seis están en el exilio", dijo.