Alemania

La extrema derecha se instaló en el Parlamento de Alemania

Wolfgang Schaeuble recibe las felicitaciones de la canciller alemana Angela Merkel, después de que fuera elegido como' Bundestagspraesident' durante la primera sesión plenaria de la cámara baja alemana del Parlamento, el Bundestag, después de unas elecciones generales en Berlín, Alemania, el 24 de octubre de 2017.
Wolfgang Schaeuble recibe las felicitaciones de la canciller alemana Angela Merkel, después de que fuera elegido como' Bundestagspraesident' durante la primera sesión plenaria de la cámara baja alemana del Parlamento, el Bundestag, después de unas elecciones generales en Berlín, Alemania, el 24 de octubre de 2017. Reuters

El exministro Wolfgang Schäuble se posesionó como presidente del ‘Bundestag’ en un hecho que no sucedía desde el fin de la Segunda Guerra Mundial.

Anuncios

Con la promesa de iniciar una nueva era, así se realizó la primera sesión del nuevo parlamento alemán este 24 de septiembre en Berlín donde 709 legisladores iniciaron un periodo legislativo marcado por la irrupción del partido Alternativa para Alemania (AFD), de extrema derecha, que llega al Bundestag por primera vez desde el fin de la Segunda Guerra.

Las formaciones nacionalistas y antiinmigración ganaron con el 12,6 % de los votos en las elecciones generales en Alemania el pasado 24 de septiembre. Las imágenes de los líderes de la derecha celebrando recorrieron por todo el país. Ahora, posesionados, prometieron una “dura oposición” a la canciller Angela Merkel.

“Vamos a cambiar este país”, había dicho Alexander Gualand, del AFD, celebrando los resultados de las elecciones.

El partido conservador Unión Cristianodemócrata de Angela Merkel ganó las legislativas pero salió debilitado, tras obtener los peores resultados de desde 1949.

El Partido Liberal (FDP) logró el 10,7 % de los votos mientras que la Izquierda alcanzó el 9,2 % de apoyo y el espacio ecologista los Verdes el 8,9 % de los votos.

La sesión inaugural eligió de forma mayoritaria como presidente de la cámara baja a Wolfgang Schäuble, que ha sido ministro de Finanzas durante los últimos ocho años y su parlamentario más experimentado, diputado desde 1972  y conocido por sus posiciones ultraconservadoras.

"Me alegro de esta nueva tarea. En el Parlamento late el corazón de la democracia", aseguró Schäuble, luego de recibir 501 votos a favor, 173 en contra, 30 abstenciones y un voto nulo. El respaldo marca mucho más el arranque de una oposición nunca vista contra Merkel.

Franco Delle Donne analiza la instalación del nuevo Parlamento alemán

La primera controversia del AFD en el nuevo Bundestag

En la sesión inaugural, el AFD se presentó como si fuera víctima de discriminación por parte de los otros partidos y comparó su situación a cómo los nazis trataban a sus opositores en el Parlamento en 1933.

"Desde 1848, la tradición impone que la sesión inaugural sea abierta por el diputado con más edad (...) solo hay una excepción", cuando en 1933, el dignatario nazi "Hermann Göring rompió la regla porque quería marginar a opositores políticos", aseveró Baumann.

La frase tuvo una reacció inmediata. Al compararse con las víctimas de Göring, "usted mismo ha superado los límites del buen gusto", respondió Marco Buschmann, del partido liberal FDP.

La entrada del AFD anticipa un cambio estructural en la política de Alemania, donde ahora los diferentes partidos se han visto obligados a trabajar juntos mediante el sistema de alianzas y la oposición al gobierno contará con un poder que no tenía hace décadas.

En Berlín se presentaron varias manifestaciones desde un día antes de la instalación del Parlamento contra la entrada de la extrema derecha al Bundestag.

Con EFE y AFP

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24