Saltar al contenido principal

Postergan debate sobre extradición de exmilitante italiano Battisti en Brasil

Anuncios

Brasilia (AFP)

La corte suprema de Brasil postergó este martes su decisión sobre la posible extradición del exmilitante italiano de ultraizquierda Cesare Battisti, condenado en su país por cuatro homicidios, luego de que el juez a cargo del caso pidiera cambiar el tipo procesal del expediente.

Los abogados de Battisti habían presentado un habeas corpus para evitar que el presidente conservador Michel Temer ordenara la entrega de Battisti a Italia, según la voluntad anticipada por el Ministerio de Justicia. Pero el magistrado Luiz Fux "retiró" el proceso al comienzo de la sesión para caratularlo como "reclamación".

"Estoy retirando el proceso para convertirlo en una reclamación (...) y la traeré para este grupo para deliberar", dijo Fux, sin especificar cuándo será retomada la causa a cargo de uno de los dos grupos de cinco jueces en que se divide el Supremo Tribunal Federal (STF) de Brasil.

Battisti, 62 años, en Brasil desde 2004, teme perder la protección que le concedió en 2010 el entonces presidente de izquierda Luiz Inácio Lula da Silva, quien se negó a extraditarlo pese a que la medida ya había sido autorizada por el STF.

"En la extradición la regla es la siguiente: si un tribunal dice que no, es no. Si el tribunal dice que sí, es tal vez", ironizó Fux para ilustrar la situación.

Otro de los magistrados, Marco Aurélio Mello, recordó que en 2010 la decisión fue tomada por el plenario del STF, señal de que el caso bien podría tener que someterse al análisis de los once jueces de la corte (incluyendo a su presidenta) y no por uno solo de los grupos como ocurre actualmente.

Battisti fue condenado a cadena perpetua en Italia por cuatro homicidios perpetrados en la década de 1970, pero escapó y pasó unos treinta años fugitivo entre México y Francia, donde desarrolló una exitosa carrera como escritor de novelas policiales.

El exmilitante niega esos crímenes y afirma que su reciente detención en la ciudad brasileña de Corumbá, fronteriza con Bolivia, fue "armada" para crear las condiciones de su extradición.

Battisti, que tiene un hijo brasileño de cuatro años, fue arrestado el 4 de octubre portando una suma de dinero en efectivo mayor a la permitida, cuando aparentemente intentaba ingresar a Bolivia. Fue acusado de evasión de divisas y lavado de dinero, pero lo liberaron poco después y regresó a la ciudad de Cananeia (Estado de Sao Paulo), donde vive.

El exactivista podrá esperar su fallo en libertad, pero deberá reportarse a las autoridades en forma periódica, no podrá salir de su zona de residencia sin autorización y será vigilado electrónicamente, "si hubiera aparatos disponibles", informó este martes un tribunal federal de Sao Paulo.

"La tensión es fuerte porque si estuviera seguro de que mi proceso es jurídico, no estaría en esta situación", dijo Battisti en una entrevista concedida la semana pasada a la AFP, al referirse al caso en manos del STF.

"No tengo seguridad de que Temer vaya a hacer eso [la extradición]. Dudo que un presidente pueda anular el decreto de otro", agregó.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.