Saltar al contenido principal

Dos activistas tártaros de Crimea son liberados por Rusia

3 min
Anuncios

Simferopol (AFP)

Dos importantes representantes de la comunidad tártara de Crimea, opuestos a la anexión de esa península ucraniana por Moscú y condenados por la justicia rusa, fueron liberados este miércoles y enviados a Turquía, anunciaron la esposa de uno de ellos y sus abogados.

"Ilmi Umerov y Akhmet Chigoz fueron liberados y su avión probablemente ya aterrizó en Ankara", dijo a la AFP la esposa de Ilmi Umerov, Maie Umerova, confirmando unas declaraciones de sus abogados en redes sociales.

Chigoz, exvicepresidente del Medjlis, la asamblea de los tártaros de Crimea, prohibida por Moscú, fue condenado en septiembre a una pena de ocho años de prisión por haber organizado una "agitación masiva" en febrero de 2014, unas semanas antes de que Rusia se anexionara Crimea.

Umerov, vicepresidente de esa misma asamblea, fue condenado unas semanas después a dos años de prisión por "apología del separatismo", aunque seguía en libertad a la espera de que la Corte Suprema de Crimea examinara su apelación.

Según su abogado Mark Feïguine, Umerov padece diabetes y la enfermedad de Parkinson, y hace poco sufrió un derrame cerebral.

"Llegó eso que tanto esperábamos. Otros dos presos políticos ucranianos recuperaron la libertad", declaró en Facebook Nikolai Polozov, abogado de Chigoz. "Es el resultado justo a unos esfuerzos titánicos y a un trabajo jurídico, político y diplomático exitoso", añadió.

El presidente ucraniano Petro Poroshenko le dio las gracias a su homólogo turco, Recep Tayyip Erdogan, en Twitter "por sus esfuerzos en la liberación de [esos] héroes".

El dirigente de la asamblea de los tártaros de Crimea, Refat Tchubarov, saludó por su parte desde Kiev "el papel del presidente ucraniano Petro Poroshenko, del presidente turco Recep Tayyip Erdogan y de la canciller alemana Angela Merkel".

Según él, la liberación de los dos activistas fue el fruto de "dos semanas de trabajo activo" y de las conversaciones recientes entre el mandatario ruso Vladimir Putin y Erdogan.

El líder histórico de los tártaros de Crimea, Mustafa Djemilev, aseguró que Putin había ordenado la puesta en libertad de los militantes por "motivos humanitarios". El Kremlin no comentó nada al respecto.

La oenegé pro derechos humanos Amnistía Internacional había calificado de "farsa" el juicio de Umerov y Chigoz, y el Parlamento Europeo había exigido su liberación.

Los tártaros de Crimea, una comunidad musulmana que en su mayoría se opone a la anexión en marzo de 2014 de Crimea, considerada ilegal por Kiev y Occidente, sufren una fuerte presión por parte de las autoridades rusas.

La justicia rusa prohibió y calificó como "organización terrorista" el Medjlis y cerró el canal de televisión de esta comunidad.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.