Un responsable de Amnistía Internacional sigue detenido en Turquía

Anuncios

Ankara (AFP)

Un tribunal turco ordenó este jueves mantener en detención al presidente de Amnistía Internacional (AI) en Turquía, acusado de pertenecer al movimiento del predicador Fethullah Gülen, que Ankara señala como cerebro del golpe de Estado fallido del año pasado, indicó la ONG defensora de los derechos humanos.

Taner Kiliç comparecía ante un tribunal de Izmir (oeste), al día siguiente de un primer juicio en Estambul en el marco del cual es acusado junto a otros diez activistas de los derechos humanos de realizar actividades "terroristas".

El tribunal de Izmir decidió mantener en detención a Kiliç "despreciando toda justicia y toda lógica", declaró en Twitter Andrew Gardner, investigador de AI en Turquía.

La instancia judicial decidió también fusionar este caso con el juicio abierto la víspera en Estambul, cuya próxima audiencia tendrá lugar el 22 de noviembre, indicó Gardner.

Kiliç fue arrestado en junio, acusado de pertenecer a "una organización terrorista armada", a saber, el movimiento del predicador Gülen, presentado por Ankara como instigador del intento de golpe de julio de 2016, lo que niega el interesado.

Este jueves, Kiliç rechazó las acusaciones "abstractas" y afirmó ser juzgado por sus "actividades en nombre de Amnistía", indicó la ONG en su cuenta en Twitter.

Es acusado en particular de haber utilizado la aplicación de mensajería encriptada ByLock, que Ankara considera el medio de comunicación privilegiado de los golpistas y que sirve de elemento de cargo en varios juicios vinculados al golpe de Estado abortado.

Pero AI afirma haber solicitado a dos expertos independientes el análisis de su teléfono móvil, que no reveló ninguna traza de utilización de esa aplicación.

Kiliç es también acusado de poseer una cuenta en Bank Asya, banco vinculado al movimiento del predicador Gülen, que perdió su licencia tras el golpe frustrado.