El exatleta Frankie Fredericks, interrogado en París sobre Rio-2016

Anuncios

París (AFP)

El exatleta namibio Frankie Fredericks llegó este jueves a una corte de París para ser interrogado sobre las sospechas de corrupción en la atribución de los Juegos Olímpicos de Rio-2016, constató la AFP.

Fredericks, miembro del Comité Olímpico Internacional (COI), está en la mira de la justicia por haber recibido un pago de 299.300 dólares (262.000 euros) el mismo día en que el COI otorgó a Rio de Janeiro la organización de los Juegos, el 2 de octubre de 2009, en Copenhague.

El exvelocista, campeón del mundo de 200 metros en 1993, justificó el pago alegando que se realizó "de acuerdo a un contrato, fechado el 11 de marzo de 2007, por los servicios prestados entre 2007 y 2011" y que dicha retribución "no tiene nada que ver con los Juegos Olímpicos". Pero tuvo que a dimitir de la presidencia de la comisión de evaluación de los Juegos Olímpicos de 2024.

El desembolso llegó procedente de la sociedad de Papa Massata Diack, hijo del expresidente de la Federación Internacional de Atletismo (IAAF) Lamine Diack. Este último está acusado de haber recibido 1,5 millones de dólares (1,31 millones de euros) de un empresario brasileño, Arthur César de Menezes Soares Filho, tres días antes de la votación del COI.

Los hechos reprochados recuerdan a un anterior escándalo destapado en el proceso de atribución de los Juegos de invierno de Salt Lake City-2002. Una treintena de miembros del COI fueron acusados entonces de obtener favores (tratamientos médicos gratuitos, becas de estudio para sus hijos, terrenos a precios reducidos...) a cambio de su voto a favor de la ciudad norteamericana.