Economía chilena se dinamiza a la par del cobre y aguarda en alza nuevo presidente

Anuncios

Santiago (AFP)

La economía chilena bailó al son del cobre y se expandió 2,9% en octubre, el registro más alto del año, confirmando que el nuevo presidente recibirá en marzo un país con una sector minero reactivado y capaz de arrastrar a sectores ahora deprimidos.

Con todo, en 2017 se proyecta que el Producto Interior Bruto (PIB) cierre con una expansión de 1,4%, la más baja en ocho años.

Con ese indicador, la presidenta Michelle Bachelet cerrará su mandato, marcado por la desacelaración y los cuestionamientos del mercado a su ambicioso plan de reformas sociales, que incluyó una tributaria, una educacional y otra laboral.

El Índice Mensual de Actividad Económica (Imacec) difundido este martes por el Banco Central confirmó la reactivación de la minería del cobre, del que Chile es su principal exportador mundial, cuyo precio sufrió una estrepitosa caída tras la desaceleración de la economía China, el primer comprador del metal.

La baja expansión, de 0,1% y 1% en el primer y segundo trimestre respectivamente, "no se debían a las reformas sino al ciclo de los commodities y el comercio internacional, y en consecuencias ese ciclo de bajas se va cayendo y la economía se va normalizando", dijo el ministro de Hacienda, Nicolás Eyzaguirre tras conocerse el Imacec.

El Indice -que anticipa el posterior cálculo del PIB- mostró que el sector minero "aumentó 11,1%, mientras que el 'Imacec no minero' lo hizo en 2,2%", influido por el incremento del comercio y los servicios que compensaron la caída de la construcción, explicó el BC.

Las señales negativas fueron las caídas en términos desestacionalizados de ambos sectores: el minero cayó 0,9% y el no minero 0,2%.

- Optimismo moderado -

Para el presidente del Banco Central, Mario Marcel el Imacec de octubre será probablemente el "más alto del trimestre" y que los últimos dos meses del año marcarán más cerca del 2% que del 3%.

El dato de octubre, según Marcel, "ratifica que el crecimiento de la actividad poco a poco se va recuperando".

A las puertas del inicio del nuevo gobierno, los expertos llaman sin embargo a moderar el optimismo, pese a las proyecciones oficiales que esperan un 2018 con un crecimiento entre 2,5% y 3,5%.

"La recuperación estaría tomando una pendiente bastante acotada que deja atrás las voces de rápida recuperación que se levantaron luego del empinamiento del precio del cobre sobre los 3 dólares", la libra física, señala un informe difundido este martes por BBVA Reaserch.

"Estamos frente a una recuperación, pero que continúa requiriendo apoyo desde las políticas macroeconómicas", agrega el estudio.

Políticas macroeconómicas que podrían estar en manos a partir de marzo de 2018 del expresidente Sebastián Piñera, un magnate promercado que hizo de la defensa del dinamismo económico la bandera de su campaña, o del periodista Alejandro Guillier, un progresista que se comprometió a continuar y profundizar el sesgo socialista de Bachelet.