Homenajean en Croacia al criminal de guerra Praljak tras su suicidio

Anuncios

Zagreb (AFP)

Más de 2.000 personas asistieron este lunes en Zagreb a una ceremonia en memoria del criminal de guerra croata de Bosnia el general Slobodan Praljak, quien se suicidó después de que su condena a 20 años de prisión fuera confirmada.

El suicidio de Praljak, de 72 años, se produjo el 29 de noviembre durante la lectura de la sentencia en el juicio en apelación contra seis exdirigentes y exjefes militares bosnio-croatas, acusados de crímenes de guerra y crímenes contra la humanidad durante el conflicto croato-musulmán (1993-1994), enmarcado en la guerra de Bosnia (1992-1995).

Ante los jueces, que quedaron estupefactos, del Tribunal Penal Internacional para la exYugoslavia (TPIY), Praljak, ingirió un pequeño frasco de cianuro y murió horas más tarde de un ataque al corazón.

EL militar fue incinerado el jueves pasado en Zagreb en una ceremonia privada.

Desde su muerte, los croatas le han rendido numerosos homenajes, depositando ramos de flores y velas encendidas en plazas de numerosos ciudades de Croacia y de Bosnia.

Durante la ceremonia, antiguos colaboradores y amigos del general Praljak tomaron la palabra para elogiarlo y calificaron el veredicto del TPIY de "degradación de la justicia internacional".