Muere a los 77 años el desertor estadounidense que pasó décadas en Corea del Norte

Anuncios

Tokio (AFP)

Charles Jenkins, un desertor del ejército estadounidense que pasó cuatro décadas en Corea del Norte y se casó con una japonesa secuestrada por el régimen, murió a los 77 años, informaron este martes las autoridades.

Según el diario Asahi Shimbun, su hija lo encontró desvanecido fuera de su casa el lunes y llamó a los servicios de emergencia.

Jenkins fue trasladado al hospital de la ciudad de Sado, donde murió por complicaciones cardíacas.

El militar desertó durante una noche de borrachera en 1965, en la que logró cruzar la frontera y entrar a Corea del Norte.

Entonces tuvo miedo de ser enviado a Vietnam y pensó que Corea del Norte lo dejaría ir.

Sin embargo, pasó 39 años en Pyongyang enseñando inglés a los cuadros de inteligencia e interpretando el rol del villano estadounidense en películas de propaganda.

En 1980 se casó con Hitomi Soga, que había sido secuestrada por agentes norcoreanos.

Hitomi obtuvo el permiso para volver a Japón en 2002 y Jenkins pudo reunirse con ella junto a sus dos hijas nacidas en Corea del Norte.

Entonces, el gobierno japonés le concedió la residencia permanente y desde entonces la familia se instaló en la ciudad natal de Hitomi, Sado, una isla en el mar de Japón.

Su esposa dijo en un comunicado publicado por el gobierno local este martes que estaba "muy sorprendida" por la muerte de su pareja y que todavía "no podía elaborarla".

El alcalde de Sado, Motohiro Miura, expresó sus condolencias en un comunicado, en el que dijo que Jenkins "trabajó en una tienda de recuerdos y contribuyó al turismo local".

Jenkins recibió una condena simbólica de 30 días de confinamiento por una corte marcial estadounidense.