Los talibanes matan a once policías en Afganistán

Anuncios

Kandahar (Afganistán) (AFP)

Once policías afganos resultaron muertos en un ataque nocturno de los talibanes contra sus puestos en la capital provincial de Helmand (sur), Lashkar-Gah, informó este domingo el gobierno a la AFP.

Según el gobernador Hayatulá Hayat, el ataque -reivindicado por los talibanes en su cuenta de Twitter- se produjo durante la madrugada de este domingo.

"Esta mañana, hacia la 01h00, un número importante de talibanes atacó dos puestos de policía en el barrio de Qalai Sang, en Lashkar-Gah. Nuestras fuerzas respondieron, pero lamentablemente once de nuestros agentes resultaron muertos y dos heridos", declaró.

Según la fuente, "los talibanes emprendieron la fuga tras el envío de refuerzos" policiales.

El jefe de policía Ghafar Safi afirmó por su parte que "quince combatientes talibanes fueron abatidos" durantes estas operaciones.

Los talibanes controlan diez de los catorce distritos de Helmand desde hace unos quince meses y, literalmente, han rodeado la capital provincial.

Además, un intento de ataque suicida contra un convoy de la OTAN, este domingo cerca de Kandahar, también en el sur de Afganistán, aunque un poco más hacia el este, se saldó con la muerte de un viandante y con otras cuatro personas heridas, según el jefe de policía provincial.

"Un coche-suicida intentó lanzarse contra un convoy de la OTAN cerca del aeropuerto de Kandahar, pero explotó demasiadio pronto. Una mujer murió y otras cuatro personas resultaron heridas", explicó.

Según el general Razik, "las víctimas se encontraban en un automóvil que seguía al convoy".

El cuartel general de las fuerzas de la OTAN en Kabul confirmó este intento de ataque.

"Un kamikaze intentó atacar una patrulla hoy en Kandahar, pero no hubo que lamentar ninguna víctima en las filas de la coalición. El atacante fue abatido", precisó el capitán Tom Gresback, director del servicio de comunicación.

Las fuerzas de la OTAN desplegadas en el marco de la operación "Resolute Support" ("Apoyo decidido") son regularmente blanco de atentados en sus desplazamientos.