Paraguay: fuertes medidas de seguridad en extradición de "narco" a Brasil

Anuncios

Asunción (AFP)

El brasileño Jarvis Ximenes Pavao, considerado como uno de los mayores narcotraficantes de la región fue entregado este jueves a la policía federal de su país en carácter de extraditado, en medio de fuertes medidas de seguridad, observó un periodista de la AFP.

Pavalo cumplió ocho años de cárcel en Paraguay y en Brasil le espera otra condena de 18 años, informaron fuentes judiciales.

"Jarvis será trasladado a (el penal de) Santa Catarina", informó su abogado Adrián Brizuela, quien acompañó al preso al aeropuerto en compañía de otros dos defensores.

Pavao cumplió una condena en Paraguay por lavado de dinero y violación a la ley de armas y asociación criminal.

La policía brasileña lo identifica como "el barón de la droga", hábil para escabullirse de los procesos judiciales.

En Paraguay vivió hasta 2016 en una celda de lujo en el penal Tacumbú de Asunción, con sala de reuniones y jacuzzi, divulgó en su momento la prensa cuando se consiguió la intervención de la penitenciaría.

El presidiario procuró hasta último momento anular su extradición, algo que consiguió temporalmente con la aceptación por un juez de un habeas corpus por el cual Pavao denuncia "peligro de muerte" en Brasil.

El comisario Luis Arias, jefe de Interpol, que encabezó el operativo de entrega del recluso dijo que el trabajo de la policía paraguaya finalizó al procederse a su entrega.