Saltar al contenido principal

España redujo el desempleo en 2017, pero no la precariedad

Anuncios

Madrid (AFP)

Ayudada por un nuevo récord en el sector turístico, la tasa de desempleo retrocedió con fuerza en España en 2017, aunque la precariedad y los bajos salarios siguen ensombreciendo el balance.

El empleo en la cuarta economía de la eurozona "encadena cuatro años de recuperación" tras la crisis de 2008-2013, se felicitó en un comunicado el Ministerio de Economía español, añadiendo que "la mayor parte del crecimiento económico se traduce en nuevos puestos de trabajo".

Y es que, a fines de diciembre, la tasa de paro cumplió con el objetivo del gobierno para el cierre de 2017, es decir un 16,5% de la población activa. La cifra cayó con fuerza respecto a fines de 2016, cuando concluyó en un 18,6%, según datos divulgados este jueves por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

En el cuarto trimestre del pasado año, sin embargo, el desempleo subió una décima respecto al tercer trimestre (16,4%), debido a la pérdida de empleos en el sector servicios.

La reducción global del desempleo en 2017 se debe en buena medida al récord que una vez más batió el turismo, en un país que fue el segundo más visitado del mundo, con 82 millones de turistas internacionales. De los 470.000 empleos creados en 2017, 290.000 lo fueron en el sector servicios.

Ya en julio, el turismo ayudó a que la tasa de desempleo descendiera por debajo de su nivel de 2009. En 2013, en el momento álgido de la crisis, llegó a rozar el 27%.

Cataluña, donde el Gobierno advirtió del efecto que podría tener la crisis política en el desempleo, terminó el año con una tasa de paro inferior a la de la región de Madrid, que tiene un peso económico equivalente (un 12,6%, frente a un 13,7%).

En el último trimestre, marcado por una ralentización del turismo en Cataluña, el paro en la región aumentó apenas una décima respecto al anterior, concluyendo el año en un 12,6%. El aumento fue más acentuado en la región de Madrid, un 13,7% frente a un 12,3% en el tercer trimestre.

- Desempleados sin prestaciones -

Más de 3,76 millones de personas continúan sin embargo desempleadas en España, que tiene el segundo nivel más alto de paro en la zona euro, sólo por detrás de Grecia.

"Baja el desempleo, pero inmediatamente la calidad del empleo continúa en mínimos. La creación de emplo es muy precaria", criticó el secretario general del sindicato UGT, Pepe Álvarez.

España es el país de la zona euro con la mayor proporción de contratos temporales, según la agencia europea de estadísticas, Eurostat.

Más de un empleo de cuatro es temporal (26,7%), en particular en el turismo, y su número se incrementó un 4,4% en un año, una situación que no dejan de criticar organismos como el Fondo Monetario Internacional (FMI).

"Hay que ir hacia la calidad, y otro salto es proteger a las personas desempleadas, porque 1,5 millones de trabajadores y trabajadoras no tienen ninguna protección por desempleo", añadió Pepe Álvarez.

Los sindicatos, que este jueves iniciaron negociaciones salariales con la patronal, van a pedir nuevos aumentos. El gobierno ya anunció a fines de diciembre un incremento del salario mínimo del 4% en 2018, cmo parte de un plan para llevarlo a 992 euros mensuales de aquí a 2020.

Según Oxfam, los "trabajadores pobres" representan el 13,7% de la población activa en España. La ONG estima que la recuperación económica (con un 3,1% de crecimiento previsto en 2017) ha beneficiado cuatro veces más a los más ricos que a los más pobres, en términos salariales.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.