Economía

El Dow Jones registró la mayor caída en puntos de su historia

Una pantalla muestra el análisis de CNBC del Dow Jones Industrial Average durante una venta en el parqué de la Bolsa de Valores de Nueva York (NYSE) en Nueva York, EE. UU., el 5 de febrero de 2018.
Una pantalla muestra el análisis de CNBC del Dow Jones Industrial Average durante una venta en el parqué de la Bolsa de Valores de Nueva York (NYSE) en Nueva York, EE. UU., el 5 de febrero de 2018. Drew Angerer / Getty - AFP

Los principales índices bursátiles de Wall Street cerraron este lunes 5 de febrero con graves pérdidas, siendo el Dow Jones y S&P los más afectados al perder las mayores ganancias.

Anuncios

El parqué neoyorquino crujió duramente este lunes 5 de febrero al cierre de su bolsa de Wall Street. En concreto, el índice Dow Jones sufrió la mayor caída en puntos de su historia, terminando la jornada con una bajada de más de 1.175 enteros, lo que equivale a una pérdida de su valor del 4,6%.

El Dow Jones no fue el único en padecer estas fuertes pérdidas en Estados Unidos. El índice Standard & Poor's 500 (S&P 500), que representa a las 500 más grandes empresas del país, le siguió perdiendo un 4,1%, mientras que el índice compuesto del NASDAQ, de transacciones en línea, retrocedió en un 3,8%.

Estos malos resultados podrían haber sido peores, ya que durante el día el Dow Jones alcanzó una caída de hasta 1.560 puntos (más del 6,1%). No obstante, este panorama se enmarca en una mala racha que comenzó el viernes 2 de febrero en la bolsa, cuando este indicador cayó en un 2,5%, perdiendo en dos días prácticamente todas las ganancias logradas desde principio de año.

Por su parte, las bolsas europeas acompañaron este retroceso con una bajada de algo más del 1%, una cifra similar a la que llegó el petróleo West Texas Intermediate con una baja del 1,9%.

La bolsa reacciona ante los buenos resultados de la economía estadounidense

Aunque las caídas del viernes 2 de febrero y el lunes 5 de febrero son pronunciadas, se trata de un fenómeno esperado por los analistas. Muchos de ellos se habían referido a la insostenibilidad de las subidas que venían experimentando los índices accionarios.

Entre las posibles causas y eventos relacionados con el actual comportamiento de las bolsas se destaca el buen momento de la economía estadounidense. Las cifras positivas de empleo y de aumento en los salarios, publicadas en los últimos días, pueden ser razones para que la Reserva Federal decida llevar a cabo más subidas de tipos de las que se tenían planeadas en este año. Actualmente se encuentran entre 1,25% y 1,5%.

Los buenos números de la economía estadounidense también influyeron en el rendimiento de los bonos del Tesoro a 10 años, que el viernes cerró en 2,84%, el más alto en 4 años. Esto puede hacer que esta inversión, soportada por una economía sólida, se vuelva más atractiva para los inversionistas que normalmente buscan el riesgo de los mercados accionarios.

En todo caso, la agitada jornada de la bolsa coincide con la llegada a la presidencia de la Reserva Federal, el banco central estadounidense, de Jerome Powell, que reemplazará a Janet Yellen, la única mujer que ha dirigido esta institución.

Con EFE y Reuters

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24