Saltar al contenido principal

Gobierno británico examinará su trabajo con Oxfam luego de un escándalo sexual en Haití

Exterior de un local de Oxfam en Londres, Reino Unido.
Exterior de un local de Oxfam en Londres, Reino Unido. Andy Buchanan / AFP

El gobierno británico revisará sus colaboraciones con la organización Oxfam luego de la polémica desatada por una investigación periodística según la cual sus miembros contrataron prostitutas en Haití durante el terremoto de 2010.

ANUNCIOS

El gobierno británico revisará todas sus colaboraciones con la organización humanitaria Oxfam, luego de la polémica desatada cuando el periódico británico The Times publicó una investigación según la cual algunos de sus directivos y trabajadores habrían contratado prostitutas en Haití poco después del terremoto que devastó al país en 2010, y que provocó más de 300.000 muertes.

Según la agencia Reuters, el diario británico tuvo acceso a un informe confidencial de Oxfam en el que se detallaba el resultado de una investigación interna que hizo del caso en 2011 y que revela que la ONG aceptó la dimisión de tres hombres y despidió a otros cuatro en el marco de la investigación sobre "explotación sexual, descargas de pornografía, abusos de poder e intimidaciones".

Según el diario, uno de los hombres que abandonó su cargo sin recibir ninguna acción disciplinaria fue el entonces director de la ONG en Haití, Roland van Hauwermeiren, que habría admitido haber mantenido encuentros sexuales con prostitutas en una "villa" alquilada para él por la organización humanitaria.

“Una cultura de impunidad” entre los trabajadores de Oxfam en Haití

El informe destaca además que existía una "cultura de la impunidad" entre el personal de la organización destinado a Haití y advierte de que podría haber menores de edad entre las mujeres que sufrieron explotación sexual.

Según el diario británico, en septiembre de 2011 la organización hizo público que algunos de sus trabajadores habían abandonado sus puestos tras una investigación sobre conducta inapropiada, pero en aquel anuncio no se especificaba que tuvieran que ver con asuntos sexuales.

La reacción del gobierno británico no tardó en llegar. Citado por la agencia EFE, un portavoz del Ministerio de Desarrollo Internacional sostuvo que "la forma en la que se gestionó ese deplorable abuso de personas vulnerables pone sobre la mesa serias preguntas que Oxfam debe responder" y agregó que tienen “una política de tolerancia cero para el tipo de actividades que tuvieron lugar en este caso”. El ultimo aporte del gobierno británico a la organización fue de 36 millones de euros.

Asimismo, la Comisión de Organizaciones No Gubernamentales del Reino Unido, que depende del parlamento británico, afirmó a través de un portavoz que espera que Oxfam demuestre que "ha aprendido la lección de incidentes pasados y está dando todos los pasos necesarios" para evitar escándalos similares.

Para Oxfam “se podría haber hecho más”

Por su parte, el Director Ejecutivo de Oxfam, Mark Goldring, dijo que estaba avergonzado por el accionar de la organización dedicada a labores humanitarias y salió al cruce de las acusaciones de encubrimiento al declarar que “en ese momento Oxfam tomó medidas serias e inmediatas y fue realmente proactiva para explicar que había habido una mala conducta grave y actuamos”.

Agregó que “lo que Oxfam no hizo fue describir la naturaleza detallada de los delitos, que incluía el uso de la prostitución, pero también incluyó otras actividades, como intimidación. Así que, en retrospectiva, se podría decir deberíamos haber dicho más”.

El embajador de Haití en Londres, Bocchit Edmond, criticó duramente a la organización benéfica y para él se trata de un claro caso de encubrimiento. Si bien admitió que la ayuda de Oxfam es muy útil, advirtió que eso no significa que deban cerrar los ojos ante esa situación.

La confederación internacional Oxfam está formada por organizaciones no gubernamentales que realizan labores humanitarias en cerca de 90 países bajo el lema "trabajar con otros para combatir la pobreza y el sufrimiento", pero paradójicamente es acusada de llevar aún más sufrimiento allí donde abunda.

Con EFE y Reuters

La página no ha sido encontrada

La página ya no existe o no existía en absoluto. Verifique la dirección o use los enlaces a continuación para acceder al contenido solicitado.