Suiza, Noruega y la checa Ledecka hacen historia en los Juegos de Pyeongchang

Anuncios

Pyeongchang (Corea del Sur) (AFP)

Suiza, como primer campeón olímpico de eslalon por equipos, Noruega, que instauró un nuevo récord de medallas en la historia de los Juegos, y la checa Ester Ledecka, primera deportista en ganar dos oros en deportes diferentes, hicieron historia este sábado en Pyeongchang-2018.

Noruega, que se hizo con el bronce en la prueba de eslalon por equipos ganada por Suiza, sumó su presea número 38 en estos Juegos, un récord en la historia del olimpismo, superando a Estados Unidos, que tuvo 37 en Vancouver-2010.

Por su parte, la checa Ester Ledecka, sorprendente ganadora del supergigante de esquí alpino, se convirtió en la primera mujer campeona olímpica en dos deportes diferentes en la misma edición de los Juegos de Invierno al lograr este sábado el título en snowboard paralelo.

Suiza, liderada por Wendy Holdener y Ramon Zenhaeusern, se impuso a Austria en la final de la prueba de eslalon paralelo por equipos. En una competición compuesta por rondas eliminatorias, Noruega superó a Francia por la medalla de bronce.

El equipo helvético, sin la lesionada Lara Gut pero con sus medallistas de plata en eslalon Holdener y Zenhaeusern, privó del oro a su vecina Austria, que compitió sin su estrella Marcel Hirscher.

- Suiza ganó a Austria la final -

Suiza se impuso 3-1 merced a los triunfos de Holdener ante Katarina Gallhuber, de Zenhaeusern ante Michael Matt y de Daniel Yule frente a Marco Schwarz. Sólo Denise Feierabend perdió ante Katharina Liensberger.

"Disfruté mucho. Teníamos un buen equipo. Todos estábamos muy concentrados", dijo Holdener. "Es fantástico lograr un oro, tras una plata y un bronce", añadió la suiza, segunda en eslalon y tercera en combinada, en Corea del Sur.

Suecia, que se postulaba como favorita con su armada liderada por los campeones olímpicos de eslalon Frida Hansdotter y Andre Myhrer, fue apeada por Austria en cuartos de final.

Situada al final del calendario de pruebas de esquí alpino en Pyeongchang, el eslalon paralelo por equipos vio cómo renunciaban estrellas como el propio Hirscher o la estadounidense Mikaela Shiffrin.

La Copa del Mundo estará de vuelta en una semana en Europa, y varios esquiadores optaron por regresar a casa y disponer de más tiempo para superar el jetlag.

La estrella de Estados Unidos de la velocidad, Lindsey Vonn, aludió al "miedo a las lesiones" como el principal motivo de que esta prueba no cuente con los mejores.

La prueba por equipos de esquí alpino se disputa por rondas eliminatorias en las que esquiadores y esquiadoras de distintos países compiten entre sí por sexos, por una pista de 26 puertas. La prueba es un fijo en los campeonatos del mundo de la última década, con Austria como dominadora con tres títulos.

Por su parte, Ledecka, de 22 años, se impuso en la final de snowboard a la alemana Selina Joerg por 46 centésimas de segundo.

- Ledecka, imparable -

Después de haber establecido ampliamente el mejor tiempo de la fase clasificatoria, dominó con comodidad a sus rivales desde los octavos hasta la final. La también alemana Ramona Hofmeister, completó el podio.

Ledecka, doble campeona del mundo de snowboard, se reencontraba con su disciplina predilecta después de haberse proclamado campeona olímpica de Super-G el pasado sábado.

Con el dorsal 26, la polivalente deportista de Praga causó una de las sensaciones de los Juegos al arrebatar la victoria en aquella prueba a la austríaca Anna Veith por una centésima de segundo.

Otra protagonista de la jornada fue Ivanka Trump, la hija mayor del presidente estadounidense, que asistió a la final del Big Air de snowboard.

Vestida con un mono de nieve rojo y con un gorro de Estados Unidos en la cabeza, Ivanka estaba acompañada de Kim Jung-sook, la esposa del presidente de Corea del Sur Moon Jae-in. Ambas mujeres se hicieron incluso un 'selfie' juntas.

Ivanka Trump llegó el viernes a Corea del Sur, donde representará el domingo a Estados Unidos en la ceremonia de clausura. Ivanka Trump vio como su compatriota Kyle Mack se llevaba la plata, superado por el canadiense Sebastien Toutant.