Cinco mujeres claves en las elecciones de Italia

Anuncios

Roma (AFP)

En un país dominado por hombres, tanto en la vida económica como en la política, cinco candidatas mujeres resaltan por historia y carácter antes de las elecciones legislativas del 4 de marzo en Italia.

La combatiente Emma Bonino

A punto de cumplir 70 años (9 de marzo), la conocida activista del otrora Partido Radical, defensora del divorcio, el aborto y la muerte digna, que fue comisaria europea y exministra de Relaciones Exteriores y que lucha desde hace unos años contra un cáncer al pulmón, es seguramente una de las políticas más veteranas y admiradas de Italia.

Bonino, que se presenta con su movimiento en coalición con el Partido Democrático de centroizquierda de Matteo Renzi, regresa a la política activa para defender la integración de los inmigrantes y el proyecto de una Europa unida.

"Deja de quererme tanto y vota más bien por mí", ha sido su lema en esta campaña, que menciona la alta popularidad que siempre ha gozado gracias a sus batallas.

Su movimiento "Más Europa" apunta a superar el umbral del 3% necesario para ingresar al Parlamento.

Giorgia Meloni, "la pasionaria" de la derecha

La dirigente del partido de derecha postfascista Hermanos de Italia, Giorgia Meloni, de 41 años, no pierde la esperanza de llegar a ser un día la primera mujer que gobierna Italia. Ex ministra de uno de los gobiernos de Silvio Berlusconi, lidera un partido de extrema derecha (5% de los votos), aliado para estas elecciones con los conservadores de Berlusconi y los xenófobos de la Liga Norte de Matteo Salvini.

Su lema "primero, los italianos", sus críticas a la Unión Europea y las promesas de preservar la familia tradicional y la vida de los de a pie, han calado entre los indecisos.

Contraria a conceder la ciudadanía italiana a los nacidos en Italia de padres extranjeros, Meloni, una romana con fuerte personalidad, entró a formar parte a los 15 años del Movimiento Social Italiano, los herederos de Benito Mussolini.

Madre de un bebé, se juega en estas elecciones la carta de la "mujer y madre", aunque se opone al matrimonio homosexual y a que los homosexuales adopten hijos.

- Laura Boldrini, blanco del odio machista-

Suele ser el blanco preferido de campañas atroces de odio en las redes sociales.

Laura Boldrini, presidenta de la Cámara de Diputados de la legislatura que acaba de concluir, candidata del movimiento de izquierda "Liberi e Uguali" (Libres e Iguales), es probablemente la política más amenazada, insultada y acosada de la península.

Los ataques personales son implacables y tienen casi siempre connotaciones machistas y sexistas.

La mujer con el rango más alto de Italia tiene que ser protegida las 24 horas al día.

Ex portavoz del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), suele ser acusada de promover la invasión de inmigrantes por la defensa de sus derechos y atacada por sus denuncias contra la desigualdad de género en Italia, un país en el que casi la mitad de las mujeres no trabaja.

- Maria Elena Boschi, la belleza -

Fue el rostro fresco y bello del gobierno de centro-izquierda liderado por Matteo Renzi. La responsable de la reforma constitucional promovida por Renzi, rechazada luego con un referéndum que generó su caída, se mantuvo en el gobierno sucesivo de Paolo Gentiloni como subsecretaria de Estado. Una posición incómoda que generó muchas críticas. Su papel se ha debilitado aún más por las controversias en torno al rescate de un banco, del que su padre era director y socio.

Candidata del PD en cinco distritos electorales, entre ellos uno seguro, Boschi es un caso especial ya que se presenta en Sicilia como en Bolzano, dos regiones en los extremos norte y sur de la península, con problemas muy diferentes y que ella poco conoce.

- Beatrice Lorenzin, la ministra de las vacunas -

La ministra de Salud saliente, Beatriz Lorenzin, médica de 46 años, combate sin tregua contra la resistencia en Italia a las campañas de vacunación.

Como ministra del gobierno de centroizquierdista del PD, convirtió en obligatoria la vacunación infantil contra 12 enfermedades evitables. Impulsó también un decreto?ley que impide a los niños no vacunados iniciar la escuela y a los padres pasibles de una multa.

La xenófoba Liga Norte y el Movimiento Cinco Estrellas prometieron derogar su ley, lo que calificó de "populismo insano", ya que según las cifras de la Organización Mundial de la Salud el número de niños vacunados contra el sarampión en Italia es menor al 80%, muy por debajo del mínimo recomendado de 95%, por lo que se han registrado más casos.

Miembro de la pequeña formación de centro-derecha "Civismo popular", espera ser clave en las posibles negociaciones entre las coaliciones de derecha e izquierda en caso de empate técnico como muchos prevén.