Saltar al contenido principal
Economía

Brexit: acuerdo entre la UE y el Reino Unido en la cuerda floja

La propuesta del bloque comunitario con respecto a Irlanda del Norte generó un gran rechazo por parte del gobierno británico. Bruselas pide propuestas concretas, pues se agota el tiempo de negociación.

Anuncios

La Unión Europea puso sobre el papel su postura oficial sobre uno de los temas más álgidos en la salida del Reino Unido del bloque comunitario: Irlanda del Norte.

Lo que plantea el primer borrador legal del acuerdo del Brexit y explicó el miércoles Michel Barnier, jefe negociador de la UE es que hay “dos cuestiones clave para evitar los controles fronterizos (entre Irlanda e Irlanda del Norte). Primero, la plena alineación con la legislación de la unión en materia de bienes, veterinaria y fitosanitaria. Segundo, Irlanda del Norte debe estar cubierto por el código aduanero de la unión. Nuestro enfoque se centra en aquellas áreas donde se necesita para evitar los controles fronterizos”.

Esto está en línea con lo que siempre ha defendido la Unión Europea, una frontera blanda entre Irlanda e Irlanda del Norte, sin controles y con un flujo libre entre un país y otro. Pero va más allá porque plantea que Irlanda del Norte debe quedar cobijado por la legislación europea y, por tanto, bajo jurisdicción del Tribunal de Justicia del bloque.

La primera ministra británica, Theresa May, dijo que, aunque estaba de acuerdo con una frontera blanda, la propuesta de Bruselas es inaceptable. “El borrador del texto legal que la comisión ha publicado socavaría el mercado común del Reino Unido y amenazaría su integridad constitucional al crear una frontera aduanera y reguladora en el Mar de Irlanda, y ningún primer ministro británico podría aceptarlo. Le dejaré claro al presidente Juncker y otros que nunca lo haremos”.

Por su parte, Barnier manifestó que este planteamiento no debería causar ninguna sorpresa, pues no es diferente a lo que siempre ha expresado Bruselas. Además, volvió a pedirle al Reino Unido propuestas concretas, ya que el tiempo de negociación se agota y hasta el momento no se puede dar por hecho ni un acuerdo de salida ni un periodo de transición. La salida del Reino Unido de la UE se hará efectiva en marzo del 2019.

Con Reuters

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.