El BCE mantiene su tasa de interés y su programa de compra de deuda

Anuncios

Fráncfort (AFP)

El Banco Central Europeo mantuvo sus tasas de interés en su mínimo histórico y confirmó su amplio programa de compra de deuda al menos hasta septiembre, renunciando sin embargo a reforzarlo en caso de choque económico.

La tasa principal de refinanciación continúa en el 0% mientras que los bancos seguirán pagando al BCE un interés negativo del 0,40% por la facilidad de depósito, es decir lo que tienen que pagar por dejarle su exceso de liquidez.

Junto con estos anuncios el presidente del BCE reveló en conferencia de prensa que la institución revisó al alza la previsión de crecimiento económico de los 19 países de la moneda única, de 2,3% a 2,4%, y rebajó de 1,5% a 1,4% la previsión de inflación el año próximo.

Respecto de los multimillonarios programas de compra de deuda pública y privada, que se conocen como flexibilización cuantitativa, el BCE reiteró que proseguirán a un ritmo de 30.000 millones de euros mensuales hasta septiembre, o incluso más si se necesita.

El Consejo de Gobernadores presidido por Mario Draghi suprimió sin embargo de su comunicado la frase que repetía en cada reunión desde diciembre de 2016 y que preveía "aumentar" en caso de necesidad "el volumen" de este programa en el que ya invirtió cerca de 2,4 billones de euros desde su lanzamiento en marzo de 2015.

Mediante este cambio de comunicación, el BCE anuncia una decrecida irreversible de la flexibilización cuantitativa, que pasó en abril de 2017 de 80.000 a 60.000 millones de euros mensuales, antes de caer a 30.000 millones mensuales desde enero.

Es un "primer paso prudente hacia una normalización progresiva de la política monetaria" que "explica la subida inmediata del euro", comentó Jennifer McKeown, de Capital Economics.