Saltar al contenido principal

Murió un yihadista francés, verdugo del grupo Estado Islámico

Anuncios

París (AFP)

Maxime Hauchard, un yihadista francés considerado como uno de los verdugos del Estado Islámico, murió, informaron el jueves a la AFP fuentes cercanas a la investigación.

"La fecha y las circunstancias de su muerte aún no se conocen, pero parece que murió en el verano de 2017", dijo una de las fuentes, en base a informaciones de varios servicios de inteligencia.

Hauchard, que creció en un pequeño pueblo de Normandía (norte) antes de convertirse del catolicismo al islam, apareció a finales de 2014, cuando tenía apenas 22 años, en un video del EI.

Tras la publicación de ese video, Francia había emitido una orden de arresto internacional en su contra y el Departamento de Estado estadounidense lo agregó a su lista negra de "combatientes terroristas extranjeros".

Según el Departamento de Estado estadounidense, en el video de propaganda habría exhibido la cabeza degollada del rehén estadounidense Peter Kassig, un trabajador humanitario que había sido secuestrado en octubre de 2013 en Siria.

En ese video fueron también degollados 18 prisioneros del ejército sirio.

Hauchard se radicalizó en línea. Participaba en foros yihadistas bajo el apodo de Abu Abdallah al Faransi ("el francés").

Viajó en dos ocasiones a Mauritania, entre octubre de 2012 y mayo de 2013, para estudiar el salafismo, la rama altamente conservadora del Islam.

En agosto de 2013, se fue a Siria vía Turquía. Le dijo a su familia que quería "ayudar a los heridos" en Siria. Pero en realidad había sido contactado por reclutadores del EI.

Emergió nuevamente en noviembre de 2015, pocos días después de los ataques terroristas de París que mataron a 130 personas, advirtiendo en Twitter: "Brasil, son nuestro próximo objetivo", unos meses antes de los Juegos Olímpicos de 2016 en Río de Janeiro.

Según el gobierno francés, cerca de 1.700 ciudadanos franceses se han ido para luchar junto con el EI en Irak y Siria desde 2014. Más de 300 yihadistas franceses, incluidas 12 mujeres, han muerto, y 256, incluyendo 78 menores, han regresado a Francia.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.