Saltar al contenido principal

La UE se reserva derecho de responder a aranceles de Trump si no hay "exención permanente"

Anuncios

Bruselas (AFP)

Los mandatarios europeos, reunidos en una cumbre en Bruselas, pidieron este viernes a Estados Unidos una "exención permanente" a sus pesados aranceles a las importaciones de acero y aluminio, advirtiendo que se reservan el derecho de responder a las medidas del presidente Donald Trump.

"La UE llama a una exención permanente de los aranceles estadounidenses", tuiteó el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, después de que Trump autorizara la suspensión hasta el 1 de mayo de los aranceles de 25% a las importaciones de acero y de 10% a las de aluminio para la UE, Argentina, Brasil, México, entre otros países.

Estados Unidos se encuentra en negociación con esos países "sobre medidas alternativas satisfactorias ante la amenaza a la seguridad nacional (estadounidense) que constituye la importación de acero", y los socios de Washington estarán por el momento exentos de los aranceles sobre sus importaciones, indicó la Casa Blanca en un comunicado.

Los 28 mandatarios de la UE "tomaron nota" de esta exención temporal en las conclusiones de la cumbre, pero pidieron que sea "permanente".

Advirtieron que el bloque "se reserva el derecho, en acuerdo con la Organización Mundial del Comercio, de responder a las medidas estadounidenses, de manera apropiada y proporcionada".

La comisaria europea de Comercio, Cecilia Malmström, explicó en Twitter que "las opciones" de la UE para preservar sus derechos están "abiertas".

Entre estas opciones, Bruselas preparó una lista de productos estadounidenses emblemáticos, como la mantequilla de maní, las motos Harley-Davidson o los vaqueros Levi's, a los que se podría imponer aranceles.

"Las discusiones entre aliados y socios no deberían ser objeto de fechas límites artificiales", tuiteó Malmström.

"Da la impresión que el presidente de Estados Unidos quiere negociar con la Unión Europea poniéndonos un revolver en la cabeza", denunció el primer ministro belga, Charles Michel.

"No es una manera muy leal de negociar entre socios históricos", agregó.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.