Saltar al contenido principal

Por qué 60.000 personas están huyendo de la República Democrática del Congo hacia Uganda

Familias congoleñas en el campo de refugiados de Kyangwali del ACNUR, en Uganda
Familias congoleñas en el campo de refugiados de Kyangwali del ACNUR, en Uganda James Akena / Reuters

La nueva tensión en la región de Ituri de la República Democrática del Congo se suma a la crisis humanitaria actual. Según los testigos, la violencia es una reedición de conflictos étnicos, impulsados por la inestabilidad del Gobierno.

Anuncios

Desde febrero, flotas de barcos de pesca han estado navegando a la deriva por el Lago Albert, el cuerpo de agua que divide la provincia congoleña de Ituri de la vecina Uganda. Sus 60.000 pasajeros, refugiados del grupo étnico Hemu, están huyendo del combate más reciente en el país. Hasta el momento, la violencia provocada por las milicias ha costado al menos 70 vidas.

En el campo de refugiados de Kyangwali en Uganda, los nuevos residentes han comenzado a contar sus historias.

Nguna Abooki, un pescador de 42 años, huyó de su pueblo en el este de República Democrática del Congo (RDC) el 1 de febrero, luego de ser emboscado por hombres con machetes y armas de fuego. Dos de sus hijos y tres de sus hermanos fueron asesinados.

"No sé por qué nos atacaron", dijo Abooki.

Otra refugiada de Ituri, Kiza Alosove, describió la violencia que presenció. "Algunas personas perdieron a sus maridos porque fueron picados con machetes. Algunas personas perdieron a sus hijos y muchas quedaron huérfanas", dijo.

Tanto Alosove como Abooki identificaron a los atacantes como milicias pertenecientes al grupo étnico Lendu, que históricamente se han enfrentado con el pueblo Hemu por derechos sobre la tierra.

Para algunos, las acciones de la milicia en los últimos dos meses hacen sentir que la historia se repite: en Ituri, los conflictos entre Lenda y Hemu marcaron el comienzo de la guerra civil del Congo en 1998. Ahora, después de años de relativa paz, la región de Ituri parece seguir otras áreas del Congo a medida que el país se sumerge en una crisis humanitaria cada vez más grave.

Kasai: choque entre fuerzas gubernamentales y Kamwina Nsapu ha provocado muertes, destrucción, hambre y desplazamiento

Ituri es la última región del Congo en ver un resurgimiento de la violencia, pero la gran nación centroafricana ha estado bajo la sombra de la guerra desde 2016. Las regiones de Kasai, Kivu del Norte y Kivu del Sur también se han visto envueltas en un conflicto y sus efectos se sienten en todo el país.

La cadena actual de conflictos comenzó en la región congoleña central de Kasai en 2016. Kamwina Nsapu, líder de un clan del pueblo luba, encabezó una milicia en una rebelión antigubernamental contra la policía y las fuerzas de seguridad en agosto de 2016. Fue asesinado, pero la milicia armada que lucha en su nombre ha continuado hasta hoy. La violencia entre las fuerzas gubernamentales y Kamwina Nsapu ha provocado muertes generalizadas, destrucción de propiedades, hambre y desplazamiento interno: se calcula que unas 5.000 personas fueron asesinadas y 1,5 millones fueron forzadas a abandonar sus hogares.

Un equipo internacional de expertos establecido por las Naciones Unidas está investigando violaciones de los derechos humanos cometidas tanto por las fuerzas gubernamentales como por Kamwina Nsapu.

Mientras tanto, se culpa al debilitado estado central por permitir la creciente violencia en Ituri y en otros lugares.

"Se trata de la crisis más compleja, desafiante y olvidada del mundo", señaló la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR) en un comunicado.

Bruno Tshibala: “esta vez nuestro plan para las elecciones es que tengan lugar el 23 de diciembre”

El actual Gobierno congoleño ha retrasado repetidamente las elecciones que debían terminar con el mandato del presidente Joseph Kabila en diciembre de 2016. El estancamiento del proceso ha causado protestas callejeras y rebeliones armadas y los opositores al régimen lo han calificado como una toma de poder por parte de Kabila.

El Gobierno afirma que las elecciones repetidamente pospuestas son el resultado de desafíos de registro y restricciones presupuestarias.

"Hubo contratiempos que causaron este retraso", dijo el primer ministro del país, Bruno Tshibala. "Pero esta vez nuestro plan para las elecciones es que tengan lugar el 23 de diciembre (2018)", afirmó el político.

Según algunos refugiados que se encuentran en el campamento ugandés, la pérdida de confianza en el presidente y su Gobierno permitió que ocurriera la violencia liderada por las milicias en Ituri. El refugiado congoleño Richard Lole compartió su frustración con los periodistas.

"Lo que puedo decirle a nuestro Gobierno es que un día el presidente debe saber que dejará la silla. Porque normalmente en un buen país donde hay una vigilancia de los derechos humanos debemos tener el cambio en el gobierno", dijo Lole.

República Democrática del Congo, un país del tamaño de Europa Occidental, ha luchado por establecer la unidad nacional desde su independencia del gobierno colonial belga en 1960.

ONU pide a la comunidad internacional que actúe: 13 millones de personas necesitan asistencia humanitaria

Varios funcionarios de la ONU han pedido mayor asistencia y presencia internacional en el Congo.
Mark Lowcock, el secretario general Adjunto para Asuntos Humanitarios de la ONU, advirtió al Consejo de Seguridad la semana pasada que la necesidad de ayuda en el Congo se está descontrolando.

"Las necesidades humanitarias causadas por conflictos internos se han duplicado en el último año. 13 millones de personas necesitan asistencia humanitaria ... Este año nuestra apelación requiere 1.700 millones de dólares, casi cuatro veces más de lo que conseguimos el año pasado", dijo Lowcock.

Países Bajos, Emiratos Árabes Unidos, la Unión Europea y las Naciones Unidas planean ser co-anfitriones de la primera conferencia de alto nivel sobre la situación en la República Democrática del Congo. La reunión está programada para celebrarse en Ginebra el próximo mes. Pero hasta ahora, el gobierno congoleño se niega a asistir y condena la difusión de una "imagen negativa" del Congo.

Con Reuters y EFE

Boletines de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.