Saltar al contenido principal

Miles de personas marchan en París en memoria de una francesa judía asesinada

Anuncios

París (AFP)

Miles de personas manifestaron en las calles de París este miércoles en memoria de una mujer judía de 85 años de edad asesinada en un ataque que se considera relacionado con el antisemitismo.

Líderes de varios partidos políticos participaron en la marcha por Mireille Knoll, cuyo cadáver en parte quemado fue hallado por los bomberos en su apartamento de París el fin de semana pasado.

El presidente francés asistió más temprano este miércoles a su funeral.

La marcha, en la que participaron líderes de las comunidades y representantes electos con sus signos distintivos, partió de la Plaza de la Nación rumbo al edificio donde vivía Kroll en el este de París.

Knoll vivía sola y según la autopsia fue apuñalada varias veces. Luego de muerta el apartamento fue incendiado.

La anciana había nacido en 1932, y logró escapar a la redada de 1942 de París contra más de 13.000 judíos huyendo con su madre a Portugal durante la Segunda guerra mundial.

Después de la guerra, Knoll regresó a París y se casó con un superviviente del Holocausto, que falleció a principio de la década de los 2000.

Dos hombres fueron detenidos e inculpados de "asesinato relacionado con la religión de la víctima, real o imaginada", según fuentes judiciales.

Ambos enfrentan cargos de robo con agravante y destrucción de la propiedad, señalaron las fuentes a la AFP.

Varios elementos llevaron a la fiscalía de París a retener el carácter antisemita en este caso. Uno de los sospechosos, vecino de Knoll, conocía la religión de la anciana asesinada. Su presunto cómplice lo acusó de haber gritado "Alá Akbar" al cometer los hechos, según fuente cercana a la investigación.

El primer sospechoso nació en 1989 y tenía antecedentes policiales por casos de violación y agresión sexual. El segundo acusado, de 21 años, tenía antecedentes de robos violentos y estaba en el edificio el día del asesinato.

La líder de extrema derecha Marine Le Pen, declarada no bienvenida a la manifestación por el presidente del Consejo Representativo de Instituciones Judías (CRIF), organizador del acto, fue abucheada al llegar con varios miembros de su partido.

Al líder izquierdista Jean-Luc Melenchon y a miembros de su partido también se les pidió retirarse. Ambos políticos abandonaron después el cortejo.

"Es claro, dije que el alto número de antisemitas presentes en la extrema izquierda y la extrema derecha hacen inaceptable" la presencia de esos partidos, había dicho antes el líder del CRIF Francis Kalifat a la radio RTL.

La comunidad judía de Francia, de más de medio millón de personas, ha sido blanco de varios ataques islamistas en los últimos años.

El mes pasado, un juez confirmó que el asesinato de Sarah Halimi, una judía ortodoxa de 65 años que fue defenestrada en abril de 2017, fue de carácter antisemita.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.