Fútbol

Ibrahimovic a su llegada al LA Galaxy: “nací viejo, moriré joven”

Zlatan Ibrahimovic posa con su nueva camiseta en el LA Galaxy. 30/3/18
Zlatan Ibrahimovic posa con su nueva camiseta en el LA Galaxy. 30/3/18 Andrew Gombert / EFE

El delantero sueco recibió una muy cálida bienvenida en California para incorporarse a su nuevo equipo. Podría debutar este sábado en la MLS.

Anuncios

Poco tiempo llevaba Ibrahimovic en suelo angelino cuando ya estaba escuchando a una multitud corear su nombre. Fue el jueves en la noche, durante su llegada a la capital californiana.

Es el nuevo ídolo de un club por donde ya han pasado figuras de la talla de David Beckham. El sueco fue el centro de todas las miradas en su primer entrenamiento con el LA Galaxy este 30 de marzo.

Poco descanso tuvo el delantero y es que también fue su presentación el viernes. Llevará el nueve a su espalda y se mostró ansioso por debutar en la liga de fútbol de Estados Unidos (MLS). “Quiero salir, oler el campo, tocar la pelota”, expresó Ibra, que tendrá este sábado su primera oportunidad para llevar su nueva camiseta contra los vecinos de Los Ángeles FC.

A sus 36 años y con una reciente lesión, se mostró con el hambre de un niño en el campo. “Me siento joven, una vez dije que me siento como Benjamin Button. Nací joven y moriré joven”.

Firmó un contrato de dos años y cobraría 1,5 millones de dólares por cada temporada, algo que supone un fuerte recorte respecto a los más de 20 millones que se estima ganaba en el Manchester United, su anterior club del que llegó libre.

Un trotamundos llamado Ibrahimovic

El LA Galaxy es el noveno club del astro sueco que comenzó en el Malmö, en su país. Puede presumir de haber jugado en los tres grandes de Italia: Juventus, Inter y Milan. Incluso militó un año en el Barcelona a las órdenes de Pep Guardiola, con quien al parecer no tenía una buena relación.

Su última etapa europea, en el Manchester United, fue de luces y sombras. Su primera temporada terminó el año pasado con 28 goles en 46 partidos, cifras que le sirvieron para ser el máximo artillero del equipo. En esta segunda temporada, no había jugado desde diciembre, lastrado por una lesión en su rodilla.

Es también el máximo anotador de la historia de Suecia. Aunque renunció a la selección en 2016, no ha cerrado la puerta a volver al combinado nacional en el Mundial. Este paso por Los Ángeles podría ser su puente hacia Rusia.

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24