Polémica de la Academia del Nobel de Literatura

El rey de Suecia modificará los estatutos de la Academia del Nobel de Literatura

Jonathan Nackstrand / AFP

La institución que otorga el premio Nobel de literatura cada año está en crisis por un escándalo sexual. La semana pasada, la presidenta de la institución se vio obligada a renunciar. El rey, patrono del organismo, tomó riendas en el asunto.

Anuncios

La Academia Sueca se apresta a tener nuevas normas, algo inédito desde que fue creada en 1786 por el rey Gustavo III. La institución, que por siglos ha gozado de un aura de misterio, libra una batalla interna desde hace meses por un escándalo de supuestos abusos sexuales.

Tan solo la semana pasada, la presidenta de la Academia, la especialista en historia de la literatura, Sara Danius, renunció a su cargo. Se trata de la primera mujer en ocupar este puesto y llevaba solo tres años al frente.

Su cargo, según las opacas reglas de la institución, es vitalicio. Sin embargo, esto ha de cambiar como lo anunció el mismo rey Carlos Gustavo XVI este 18 de abril. El monarca, quien es el patrono de la Academia y el único autorizado a cambiar los estatutos, quiere modificarlos. De esta manera, el sillón de académico deja de ser vitalicio y se abre la posibilidad de dimitir, lo cual hasta ahora no estaba permitido. Dentro de las novedades, se considerará como abandono de cargo si en los dos últimos años un miembro no ha participado en los distintos trabajos de la institución.

Los cambios anunciados por el rey son una intervención inédita del monarca en la vida pública, ya que no tiene ningún poder formal.

El escándalo sexual salió a la luz en un diario sueco en noviembre de 2017

En noviembre de 2017, el diario Dagens Nyheter publicó los testimonios de 18 mujeres. Todas aseguran ser víctimas del francés Jean-Claude Arnault, una figura influyente del círculo cultural sueco. Arnault está casado con la académica, poetisa y dramaturga sueca Katarina Frostenson.

Con el escándalo creciendo, Frostenson renunció a su sillón académico. Justo antes, la Academia había votado en contra de su salida. Esta decisión provocó que tres miembros de la institución se retiraran en señal de protesta. El 19 de abril, uno de los periódicos más grandes de Suecia anunció que la escritora Lotta Lotass también solicitó formalmente dejar la junta de 18 miembros.

Con esta última, son seis de los 18 miembros vitalicios de la Academia que han presentado su retiro.

Antes de que el escándalo se hiciera público ninguna de la victimas había denunciado los hechos ante la policía. Ahora la fiscalía abrió una investigación. Pero el pasado mes de marzo, los investigadores dijeron que una parte de las denuncias fueron descartadas por falta de evidencia o porque algunos delitos ya habrían prescrito. Arnault ha negado todas las acusaciones.

Con Reuters

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24