Autoridades turcas rechazan declaraciones de La Haya y Viena sobre campaña electoral

Anuncios

Ankara (AFP)

El presidente de Turquía Recep Tayyip Erdogan y su ministro de Asuntos Europeos rechazaron el sábado las declaraciones de La Haya y Viena, según las cuales no quieren que los políticos turcos hagan campaña entre la colectividad turca en sus países.

"Las medidas tomadas por Austria se devolverán en su contra", dijo Erdogan en una entrevista difundida por la cadena NTV, la primera tras convocar a elecciones presidenciales y legislativas anticipadas para el 24 de junio.

"El combate de Turquía por la democracia no será obstaculizado fácilmente", dijo al afirmar que "pagarán su precio" quienes intenten poner trabas a las democracia turca.

Antes, el ministro de Asuntos Europeos, Ömer Celik, había criticado las declaraciones de La Haya y Viena, según las cuales no quieren que los políticos turcos hagan campaña con la comunidad turca en Holanda y Austria.

"Queda claro que los primeros ministros de Austria y Holanda no se apoyan en principios democráticos al tomar decisiones así", dijo Celik en Twitter.

"Con este enfoque, Austria y Holanda están envenenando los valores democráticos de sus propios países", añadió en una serie de tuits.

"Así contribuyen al desarrollo de movimientos políticos racistas opuestos a los valores de la Unión Europea (UE)", añadió.

El joven canciller austriaco, Sebastian Kurz, señaló el viernes que "los acontecimientos (que se producen) en la campaña electoral turca son indeseables en Austria, por lo que no los permitiremos más".

Hablando ante micrófonos de la radio pública Ö1, también denunció los intentos del gobierno de Ankara de manipular a comunidades de origen turco en Europa.

Por su parte, Mark Rutte, primer ministro holandés, señaló que "no es deseable celebrar mítines en Holanda con vistas a las elecciones anticipadas turcas", previstas para el 24 de junio.

"Se trata de elecciones turcas, la campaña debería quedarse en Turquía", insistió Rutter tras estimar que eventuales actos de campaña turcos podrían provocar problemas de orden público en Holanda.

burs-lsb/pg/age/pb