Saltar al contenido principal

Armenia recuerda el genocidio un día después de la dimisión del primer ministro

3 min
Anuncios

Ereván (AFP)

Las autoridades armenias celebraron la unidad del país este martes recordando, como cada 24 de abril, el genocidio armenio, al día siguiente de la inesperada dimisión del primer ministro Serzh Sarkisian tras 11 días de protestas.

El presidente del país, Armen Sarkisian (que no tiene vínculos de parentesco con el exmandatario), el primer ministro provisional, Karen Karapetian, y las autoridades religiosas del país acudieron al memorial de Ereván dedicado a las víctimas de las masacres perpetradas entre 1915 y 1917 bajo el Imperio Otomano.

Nikol Pachinian, el diputado de oposición que lideró durante 11 días las protestas contra Serzh Sarkisian acudirá por la tarde al memorial, donde está previsto un mitin.

La capital Ereván amaneció tranquila, con la mayoría de habitantes preparándose para conmemorar esta importante jornada en la historia del país, tras una noche de celebración por la renuncia del expresidente y primer ministro.

"Hoy atravesamos otra etapa difícil de nuestra historia", dijo en un comunicado Karen Karapetian al recordar la tragedia que sufrieron los armenios a inicios del siglo XX.

"Hoy mostramos al mundo que, a pesar las dificultades y nuestros problemas internos sin resolver, permanecemos juntos y unidos", añadió el primer ministro interino.

El lunes por la noche, Nikol Pachinian afirmó que comenzaría a negociar con Karen Karapetian en una reunión prevista el miércoles, tras el feriado de este martes.

"Nuestra revolución de terciopelo ganó pero es solo un primer paso. Nuestra revolución no puede detenerse a medio camino y espero que continúen hasta la victoria final", dijo el opositor a sus partidarios reunidos en la plaza de la República, en el centro de Ereván.

- Voto en el parlamento -

La batalla política, no obstante, no ha terminado. El Parlamento armenio, dominado por el Partido Republicano de Armenia de Serzh Sarkisian (con 65 de los 105 escaños) debe votar para elegir al nuevo primer ministro en un plazo de siete días.

Karen Karapetian, quien ocupa provisionalmente el cargo, es ex primer ministro y un allegado de Serzh Sarkisian, de quien fue vice primer ministro hasta su renuncia. Es miembro igualmente del Partido Republicano de Armenia, en el poder sin interrupción desde hace casi 20 años.

"Podemos unirnos en los momentos críticos, negociar y buscar soluciones", declaró Karen Karapetian.

Serzh Sarkisian anunció su dimisión el lunes, unas horas después de la liberación de Nikol Pachinian, detenido la víspera durante una manifestación. Una vez libre, regresó inmediatamente a las calles de Ereván declarando "¡Todos saben ya que hemos ganado!".

"Dejo el cargo de dirigente del país", dijo lacónicamente Serzh Sarkisian en un comunicado. "Nikol Pachinian tenía razón. Y yo me equivoqué", añadió Sarkisian, al que los diputados habían nombrado primer ministro la semana pasada, tras ser presidente durante 10 años.

La Constitución armenia prohíbe que el presidente efectúe más de dos mandatos, pero Sarkisian mandó votar en 2015 una controvertida reforma para darle la mayor parte de los poderes al primer ministro. La oposición condenó la reforma, temiendo que Sarkisian se aprovechara de esta para seguir al frente del país. Su sucesor en la presidencia apenas quedó con poderes honoríficos.

Además de las maniobras de Serzh Sarkisian para mantenerse en el poder, los manifestantes reprochaban a este exmilitar de 63 años no haber hecho nada para reducir la pobreza y la corrupción en el país, donde los oligarcas siguen controlando la economía.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.