Controversia en torno a la construcción de la "nueva Hong Kong" en China

Anuncios

Hong Kong (AFP)

La gestora de los ferrocarriles de Hong Kong, que también tiene actividades en el sector inmobiliario, proyecta construir en el sur de China ciudades dormitorio para resolver la crisis de vivienda en la excolonia británica, informó el martes la prensa local.

El proyecto causó polémica, pues sus detractores denuncian la voluntad de arrinconar a los hongkoneses más pobres en guetos y una violación de la autonomía del territorio retrocedido a China en 1997.

Según el diario South China Morning Post, la MTR Corporation inició conversaciones con su homólogo chino para estudiar qué zonas del sur de China continental podrían albergar estas zonas residenciales.

Estas estarían situadas en el distrito de Nansha y la ciudad de Foshan, en la provincia china de Guangdong, vecina de Hong Kong, comunicada con la excolonia por ferrocarril y donde el precio de la vivienda es mucho más asequible.

El metro cuadrado en Hong Kong es uno de los más caros del mundo, muchos habitantes viven en minúsculos espacios. El coste de la vida es muy caro y las pequeñas empresas apenas consiguen sobrevivir a causa de los exorbitados alquileres.

La MTR construiría residencias "con un ambiente hongkonés", explicó el Post, donde podrían vivir jóvenes y jubilados, contarían con servicios de salud y comercios y estarían situadas cerca de las estaciones de tren de alta velocidad.

"Es una nueva tentativa de 'integrar y continentalizar' Hong Kong", declaró Claudia Mo, diputada demócrata, subrayando que la MTR era de capital público en su mayoría.