Deutsche Bank recorta en su rama de inversiones para frenar su caída

Anuncios

Fráncfort (AFP)

Deutsche Bank hará recortes en su rama de inversiones y se centrará en sus actividades en Europa para frenar su hemorragia, anunció el jueves el nuevo consejero delegado del primer banco alemán, sin aportar más detalles sobre el plan de austeridad.

El cambio de rumbo, que había dado lugar a especulaciones en las últimas semanas, se esperaba desde que el exconsejero delegado británico John Cryan fuera sustituido el 8 de abril por el alemán Christian Sewing, tras la caída de casi el 30% de sus títulos en la bolsa desde enero y al término de un tercer ejercicio consecutivo con pérdidas.

La medida prioritaria para sacar adelante al banco serán recortes en el banco de inversiones que, antes motor de la entidad, hoy se ha convertido en lastre por una series de casos judiciales y rentabilidad a la baja.

Las actividades de Deutsche Bank en Estados Unidos serán las primeras afectadas, así como las de Asia, indicó el banco en un comunicado.

"Nuestras raíces están en Europa, queremos ofrecer soluciones de financiamiento globales a las empresas y a los clientes institucionales", comentó Christian Sewing, de 47 años.

En el sector de consultoría para reestructuraciones y distribución de créditos, se pondrá el acento en los clientes europeos, en detrimento de los de Estados Unidos. Además, el negocio de las acciones y servicios ofrecidos a fondos de inversión están llamados a desaparecer.

En su lugar, Detusche Bank afirma querer enfocarse en la gestión internacional de pagos y el negocio de divisas, donde sigue ocupando una posición dominante.

El cambio estratégico estará "asociado a pérdidas de empleos en las regiones y zonas implicadas", se limitó a indicar el banco.

Esta será una reestructuración que costará 800 millones de euros y no 500 millones como se dijo inicialmente, señaló el director financiero de la entidad, James von Moltke.