Asume en Costa Rica legislativo con mayor número de evangélicos en su historia

Anuncios

San José (AFP)

La nueva Asamblea Legislativa de Costa Rica iniciará funciones el próximo martes con 14 diputados evangélicos entre sus 57 integrantes, una de las mayores bancadas de oposición al gobierno del presidente electo Carlos Alvarado, de centroizquierda.

Los 14 legisladores evangélicos fueron elegidos por el partido Restauración Nacional, que disputó un balotaje el 1 de abril con el exdiputado Fabricio Alvarado, un predicador y cantante evangélico, como candidato presidencial.

El balotaje fue ganado por el Partido Acción Ciudadana (PAC, centroizquierda) del presidente electo Carlos Alvarado, con una bancada de 10 diputados, entre ellos el primer legislador abiertamente homosexual en el país, el periodista Enrique Sánchez.

El futuro legislador reconoció que hay discrepancias con la bancada evangélica, la mitad de cuyos integrantes son pastores y predicadores.

"Hay diferencias en algunos temas relacionadas con los derechos de la mujer, con los derechos humanos. Nosotros vamos a mantener nuestras posiciones, profundizarlas y defenderlas", declaró Sánchez a la AFP.

El excandidato evangélico adoptó una postura beligerante frente el futuro gobierno de Carlos Alvarado, con una dura crítica al gabinete que conformó antes de asumir el poder el 8 de mayo, una semana después del inicio del período legislativo.

"No podemos legitimar un gobierno corrupto, irresponsable, pisoteador de libertad religiosa, impulsor del Estado laico, promotor de la muerte y destructor de la familia", escribió Fabricio Alvarado este jueves en Twitter.

En el mismo mensaje adelantó que los 14 diputados de su partido estarán vigilantes "en defensa de la familia", criticando el nombramiento de la diputada izquierdista Patricia Mora como ministra de la Mujer, y del alcalde Edgar Mora como ministro de Educación. Este último es un defensor de la enseñanza sexual en los colegios, a la que los evangélicos se oponen.

- Diálogo urgente -

Especialistas y analistas apuntan que la nueva Asamblea Legislativa llega con la misión urgente de aprobar una reforma fiscal que permita contener el déficit fiscal de 6,2% del PIB. Tal reforma no ha podido ser votada en los últimos cuatro gobiernos.

Sánchez dijo que los diputados electos del PAC inició un diálogo con las restantes bancadas legislativas "para conformar una agenda basada en las coincidencias, que respete las diferencias que hay entre las fracciones".

Precisó que la agenda contempla la urgencia de la reforma fiscal y la actualización del reglamento legislativo para agilizar la votación de proyectos, así como temas de generación de empleo y modernización tecnológica.

El presidente Alvarado anunció este jueves la conformación de un gabinete de unidad nacional, con ministros procedentes de los principales partidos representados en el parlamento, aunque no incluyó a la agrupación evangélica.

"Esta conformación de gabinete da una clara idea a la ciudadanía de que el gobierno de unidad nacional no es un discurso, es un hecho, construido con un gabinete multipartidario para poder empezar a trabajar con todos los partidos", comentó Sánchez.