Saltar al contenido principal

EEUU "está junto" a afganos luego de letal jornada para periodistas: Mattis

Anuncios

Washington (AFP)

El secretario de Defensa, Jim Mattis, dijo el martes que Estados Unidos está junto al pueblo afgano y el gobierno de Kabul, al día siguiente de ataques en los que murieron decenas de personas, incluidos 10 periodistas.

"La muerte de periodistas y otra gente inocente es un gran testimonio de lo que defendemos y más importante de a lo que nos oponemos", dijo Mattis a los periodistas en el Pentágono.

"Estamos junto al pueblo afgano, estamos junto al gobierno afgano y la misión de la OTAN continúa mientras los llevamos hacia un acuerdo político", agregó, refiriéndose a los grupos yihadistas.

El jefe del Pentágono había dicho antes que los militantes yihadistas se han debilitado y necesitan que se hable de ellos para desestabilizar el proceso electoral en Afganistán planeado para octubre.

El doble atentado suicida que el lunes dejó al menos 25 muertos, entre ellos el jefe de fotografía de la AFP en Kabul, Shah Marai, de 41 años, fue reivindicado por el grupo yihadista Estado Islámico, que "busca también aprovecharse" de la desestabilización del país, indicó.

En otro ataque en la provincia oriental de Khost murió un reportero de la cadena británica BBC.

"Ese tipo de cosas son esperables. Es lo que hacen", afirmó Mattis.

El secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, también condenó el "insensato y bárbaro ataque", agregando que el trabajo de los periodistas que murieron "ayudó a establecer los cimientos de medios independientes y resistentes en Afganistán".

Al tiempo que el Pentágono afirma que las tropas afganas y las fuerzas de la OTAN lideradas por Washington logran constantes avances en una guerra que se prolonga ya por más de 16 años, un organismo de control estadounidense (SIGAR, por su sigla en inglés,) advirtió el martes que los talibanes y otros grupos insurgentes ganan control sobre un creciente sector de la población afgana y que la fortaleza de las fuerzas de seguridad locales ha declinado notoriamente.

Militantes talibanes y del grupo Estado Islámico incrementaron sus ataques contra las acosadas tropas afganas y la policía en los últimos meses, socavando su moral, ya afectada por deserciones y la corrupción.

Las fuerzas estadounidenses informaban a SIGAR sobre las bajas afganas -cuyo número superaba los 5.000 muertos por año- pero ese dato ahora es confidencial a solicitud del gobierno afgano.

Al mismo tiempo, los talibanes y otros grupos rebeldes controlan ahora o influyen en 14,5% de los 407 distritos de Afganistán, el mayor nivel desde que SIGAR comenzó a registrar estos datos, a fines de 2015.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.