Saltar al contenido principal
Ruptura de una represa

Desbordamiento de una represa en Kenia deja al menos 32 muertos

Equipos de rescate cerca de las casas destruidas por las inundaciones de agua después del desbordamiento de una presa, el 10 de mayo de 2018.
Equipos de rescate cerca de las casas destruidas por las inundaciones de agua después del desbordamiento de una presa, el 10 de mayo de 2018. Thomas Mukoya / Reuters
2 min

Semanas de lluvias e inundaciones hicieron que una represa al suroeste de Kenia se desbordara, dejando muertos, desaparecidos y centenares de familias afectadas.

Anuncios

La represa de Patel, en la localidad de Solai, en el suroeste de Kenia, se desbordó este miércoles 9 de mayo, dejando al menos 32 muertos y decenas de heridos.

Según medios de ese país, testigos informaron que se escuchó una explosión antes de que el agua se desbordara, arrasando con todo a su paso.

"Encontré personas huyendo, luego escuché un gran sonido procedente de las montañas y pensé que eran explosiones o alguien disparando un arma, no sabía que era el sonido de edificios que estaban siendo destruidos", describió Kipsang Kipleng, residente local.

El rescate y el levantamiento de escombros continúa

Equipos de búsqueda y rescate comenzaron operaciones en la madrugada del jueves 10 de mayo y 40 personas fueron rescatadas mientras estaban atrapadas en el barro.

Hasta el momento se han encontrado 12 cuerpos, y decenas de familias han sido evacuadas hacia otros lugares cercanos, mientras el desastre natural es controlado por expertos.

El ministro keniano del Interior, Fred Matiang'i, se deplazo hasta el lugar, donde equipos de rescate del condado de Nakuru, la Cruz Roja keniana, y el Servicio Nacional de Juventud atienden la situación.

La represa estaba situada en la parte superior de tres embalses de propiedad privada y servía para abastecer diferentes viviendas de la zona.

Al explotar y derramarse por completo, campos de cultivos, un centro comercial, escuelas y otros edificios de la localidad de Solai terminaron completamente destrozados por la inundación.

Según las autoridades competentes, las otras dos presas están bajo control y se espera que no se desborden ante las fuertes lluvias, sin embargo, más de 20 familias han sido evacuadas de la zona para evitar nuevos desastres.

Con EFE

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.