Saltar al contenido principal

Misil que derribó el vuelo MH17 provenía de brigada militar rusa, según investigadores

Anuncios

Utrecht (Holanda) (AFP)

El equipo internacional que investiga la tragedia del vuelo MH17 de Malaysia Airlines en 2014 en Ucrania reveló por primera vez este jueves que el misil utilizado para derribar el avión había sido transportado por una brigada militar rusa.

Moscú sin embargo negó rápidamente la acusación, asegurando que ningún proyectil de esas características había cruzado la frontera entre Rusia y Ucrania.

El equipo de investigación conjunta "ha llegado a la conclusión de que el BUK-TELAR que derribó al aparato del vuelo MH17 provino de la 53ª Brigada de Misiles Antiaéreos establecida en Kursk, Rusia", dijo el investigador holandés Wilbert Paulissen.

"La 53ª Brigada forma parte de las fuerzas armadas de Rusia", agregó en una rueda de prensa en Holanda.

El avión operado por la compañía Malaysian Airlines fue derribado cuando volaba en el este del espacio aéreo ucraniano el 17 de julio de 2014, sobre la región donde se enfrentaban las tropas leales a Kiev y los separatistas ucranianos.

El aparato había despegado de Ámsterdam y se dirigía a Kuala Kumpur. Los 298 pasajeros y miembros de la tripulación, holandeses, australianos, británicos, malayos e indonesios, murieron.

Los investigadores ya habían concluido que el aparato fue derribado por un misil BUK de fabricación rusa disparado desde territorio ucraniano controlado por los separatistas prorrusos. Pero no habían precisado quién lo había disparado.

Los investigadores recrearon ahora el camino por el que fue transportado el misil desde Kursk, a unos 100 km de la frontera con Ucrania, utilizando videos y fotos.

- "Muchas pruebas" -

El presidente ucraniano, Petro Poroshenko, dijo que esperaba que los investigadores holandeses "podrían en un futuro cercano lanzar una acusación contra las personas implicadas en el derribo del avión". "El mal será castigado y la justicia será restablecida", aseveró.

Un convoy de 50 vehículos, entre los cuales había seis sistemas de misiles BUK-TELAR, dejaron la base de Kursk el 23 de junio de 2014, según los investigadores.

El sistema que derribó el Boeing fue filmado varias veces el 17 y 18 de julio en el este de Ucrania, transportado en un semirremolque.

Paulissen afirmó que los investigadores "verificaron que el BUK-TELAR tiene cierta cantidad de características únicas. Esas características sirven como huella de identificación del misil".

Moscú negó insistentemente cualquier responsabilidad en el derribo del Boeing 777.

"Ningún misil antiaéreo del ejército ruso cruzó jamás la frontera ruso-ucraniana", dijo el ministerio de Defensa ruso en un comunicado citado por agencias de prensa, en el que culpó a "unidades ucranianas" de haber derribado el avión con "misiles BUK".

La investigación holandesa se centra actualmente en unas 100 personas, sospechosas de tener "un papel activo" en el caso. Por ahora ningún nombre ha trascendido.

Dos personas, con los nombres codificados de Orion y Delfin, fueron identificados como los principales sospechosos, a partir de las grabaciones de sus conversaciones antes y después de la tragedia.

El jefe de la investigación, Fred Westerbeke, destacó este jueves que la investigación estaba en la "fase final". "Hemos conseguido muchas pruebas pero todavía no estamos preparados" para las acusaciones, dijo.

- "Una pieza importante del rompecabezas" -

Las autoridades holandeses anunciaron que el proceso de cualquier sospechoso detenido en este caso tendría lugar en Holanda, según los términos de un acuerdo concluido entre los países que participan en la investigación.

El primer ministro holandés, Mark Rutte, acortó un viaje a India para tratar los últimos avances de esta investigación en el consejo de ministros semanal del viernes.

"Se trata de una revelación importante. Es un nuevo día difícil para las familias de las víctimas. Por eso decidí volver a Holanda", declaró en un comunicado.

El ministro de Relaciones Exteriores neerlandés, Stef Blok, estimó que las informaciones del jueves son "una pieza importante del rompecabezas".

Piet Ploeg, quien perdió a tres miembros de su familia en el siniestro, dijo que espera "del gobierno que actúe tras esta revelación", y que "se plantee acusar al Estado ruso en su responsabilidad, o su complicidad, en el derribo del MH17", en declaraciones a la televisión pública NOS.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.