Saltar al contenido principal

Una bomba lacrimógena dejó 17 muertos en Caracas

El restaurante El Paraíso, ubicado al oeste de Caracas, fue clausurado tras la explosión de la bomba lacrimógena que dejó 17 muertos. Caracas, Venezuela. 16 de junio de 2018.
El restaurante El Paraíso, ubicado al oeste de Caracas, fue clausurado tras la explosión de la bomba lacrimógena que dejó 17 muertos. Caracas, Venezuela. 16 de junio de 2018. Marco Bello / Reuters

Cerca de 500 personas celebraban una fiesta de fin de año escolar en un restaurante en Caracas, cuando una bomba lacrimógena explotó. Hasta el momento la cifra de muertos está en 17, y entre los detenidos hay menores de edad.

Anuncios

Todo empezó bien en la fiesta que se celebraba en el restaurante El Paraíso, al oeste de Caracas, en la noche del viernes y la madrugada del sábado.

De repente, un humo empezó a invadir la sala y los 500 asistentes trataron de escapar, sin embargo, varios de ellos no lograron salvarse y murieron por asfixia.

Una bomba lacrimógena había sido detonada minutos antes, aparentemente después de una riña entre dos jóvenes.

El Paraíso, clausurado por incumplir la ley

El Ministerio del Interior de Venezuela informó que siete personas fueron detenidas, entre ellas dos menores de edad. Uno de ellos fue acusado de ser el autor material del lanzamiento de la bomba lacrimógena.

El ministro del Interior, Néstor Reverol, dijo que la explosión se produjo en la madrugada del sábado 16 de junio en el restaurante El Paraíso, ubicado al oeste de la capital venezolana. La fiesta era una celebración de grado de secundaria de varias instituciones educativas de la capital.

"Se originó una riña en horas de la madrugada y una de las personas involucradas en la pelea lanzó o activó un artificio lacrimógeno que originó la estampida de más de 500 personas que se encontraban en el club social (...) ocasionando esta grave acción y el fallecimiento de 17 personas", dijo Reverol a los medios venezolanos.

En su cuenta de Twitter, el ministro del Interior anunció además que el encargado del local donde sucedió el incidente, que ahora está clausurado, fue detenido por incumplir la ley para el desarme y control de armas y municiones que "establece las medidas para evitar el ingreso de armas de fuego y municiones en establecimientos".

Con Reuters y EFE

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.