Saltar al contenido principal

Desbaratan presunta red de ultraderecha en Francia que planeaba ataques contra musulmanes

Un musulmán reza justo antes del Maghrib durante el mes sagrado de Ramadán, el 18 de mayo de 2018 en la Mosquee Ennour, una de las mezquitas más importantes de la ciudad de Le Havre, en el noroeste de Francia.
Un musulmán reza justo antes del Maghrib durante el mes sagrado de Ramadán, el 18 de mayo de 2018 en la Mosquee Ennour, una de las mezquitas más importantes de la ciudad de Le Havre, en el noroeste de Francia. Charly Triballeau / AFP

Tras meses de vigilancia, la policía francesa desbarató una red de ultraderecha que presuntamente planeaba ataques contra blancos musulmanes o símbolos del Islam.

Anuncios

Podrían haber atacado símbolos del Islam o musulmanes, aunque ningún blanco concreto fue identificado. Los efectivos de la Dirección General de Seguridad Interior francesa, la DGSI, detuvo el 23 de junio en la noche a 10 sujetos vinculados a la ultraderecha sospechosos de pasar al acto. "Felicito el compromiso contante de quienes velan de manera cotidiana por la protección de los franceses frente a cualquier acción violenta venga de donde venga", escribió en Twitter el ministro del Interior, Gérard Colomb.

Los diez arrestados pertenecerían a la “Acción de las fuerzas operativas (AFO)”, una facción de extrema derecha que defiende una respuesta al islamismo radical. Tienen entre 32 y 69 años y fueron detenidos en la región costera de Charente-Maritime, al sur de Bretaña, en París y en los alrededores de la capital, en Córcega, en Haute-Vienne y en la región de Cher en el centro de Francia. Eran vigilados hace varios meses y entre los detenidos estaría el presunto jefe de la red extremista, Guy S., un jubilado de la policía nacional.

En pesquisas realizadas en los domicilios de estos sujetos se encontraron granadas caseras pero no se obtuvo indicio de ningún proyecto de ataque concreto. Según la cadena francesa 'TF1-LCI', los presuntos blancos eran imanes radicales, prisioneros islamistas que salen de prisión o mujeres con velo, elegidos al azar en la calle.

"Después de un extenso trabajo de inteligencia llevado a cabo por la DGSI, la sección antiterrorista de la fiscalía de París decidió abrir una investigación preliminar por conspiración criminal y preparación de uno o más crímenes contra personas el pasado 13 de abril y encomendó la investigación a la DGSI”, explicó en detalle el ministro del Interior en un comunicado donde se informa que una causa judicial fue abierta el pasado 14 de junio. La investigación debería determinar ahora el grado de avance y madurez de los supuestos proyectos de ataque. Los detenidos pueden permanecer privados de libertad hasta 96 horas.

Resurgimiento de la extrema derecha

En octubre del año pasado, los servicios anti-terroristas desmantelaron un grupo de ultraderecha estructurado alrededor de un exmilitante del movimiento realista Acción Francesa, Logan Nisin, que fue detenido en junio del 2017. Nisin reconoció haber fundado un grupo bautizado OAS, que retoma el nombre de una organización que realizó una campaña sanguinaria en contra de la independencia de Argelia en los ‘60.

El grupo tenía como blanco al excandidato presidencial del partido Francia Insumisa, Jean-Luc Mélenchon y a Christophe Castaner, responsable de las relaciones entre el Gobierno Macron y el Parlamento. La organización también apuntaba a restaurantes de "kebabs" en región de Marsella o la gran Mezquita de Vitrolles.

Los servicios secretos franceses, o DGSI, describen un resurgimiento de la ultraderecha en Francia que se desarolla gracias a sus denuncias de la 'islamización de Francia' y del miedo de la amenaza yihadista dentro de la población.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.