Reino Unido

Dimite el ministro de Asuntos Exteriores británico, Boris Johnson

Foto de archivo tomada el 13 de julio de 2016, el Secretario de Relaciones Exteriores Boris Johnson saluda con la mano al salir de Downing Street en el centro de Londres después de que la Primer Ministra británica, Theresa May, asumió el cargo.
Foto de archivo tomada el 13 de julio de 2016, el Secretario de Relaciones Exteriores Boris Johnson saluda con la mano al salir de Downing Street en el centro de Londres después de que la Primer Ministra británica, Theresa May, asumió el cargo. Oli Scarff / AFP

El titular de la cartera de Asuntos Exteriores británico renunció a su cargo tras la dimisión del titular del brexit, David Davis. Ambos se niegan a apoyar los planes de la primera ministra de negociar una ruptura suave con la Unión Europea.

Anuncios

La renuncia de Johnson se suma a la del ministro británico para el brexit, David Davis, que presentó su dimisión por estar en desacuerdo con el plan de la jefa del Gobierno. Davis expresó su disconformidad con la propuesta de futura relación bilateral con el bloque comunitario acordada por el gabinete de ministros el  viernes seis de julio, que contempla la creación de un mercado común de bienes, algo fue muy criticado por los diputados conservadores partidarios de un brexit radical.

De esta manera el gabinete de la primera ministra británica, Theresa May, pierde a otro de los más férreos defensores del Brexit duro y sin términos medios. El gesto de Johnson, una de las principales caras de la campaña a favor de la salida del Reino Unido de la Unión Europea en el referéndum de 2016, profundiza aún más la crisis en un Ejecutivo ya dividido.

Los euroescépticos defienden un brexit “duro”

Ambas retiradas aumentan los riesgos para May, quien días atrás se aseguró un acuerdo tras duras negociaciones con su gabinete para mantener las relaciones comerciales más cercanas posibles con la UE. Un acuerdo considerado débil por los principales defensores de un brexit sin grises.

Theresa May había logrado el consenso de su Gobierno respecto de un plan para la futura relación comercial de su país con el bloque. La estrategia aprobada incluye una zona de área de libre comercio de mercancías que continuaría vinculando a Reino Unido con una normativa europea. se trataría esta de una concesión difícil de aceptar para el sector euroescéptico del Gobierno.

La renuncia de Johnson se produce en medio de una división cada vez mayor en el gabinete británico respecto del modo en que se pondrá en práctica el brexit, uno de los mayores cambios de política exterior y comercial de Reino Unido en los últimos años.

La renuncia fue aceptada por la primera ministra y desde su oficina emitieron un escueto comunicado en el que señalan que el reemplazo de Johnson será anunciado en breve y agradecen su trabajo, en nombre de May.

Para May, su propuesta de brexit favorece al interés nacional

Theresa May, aseguró que su propuesta para el brexit sienta unas bases de negociación con Bruselas "responsables y creíbles", después de la dimisión de dos de sus ministros.

En una comparecencia en la Cámara de los Comunes, May agradeció el "trabajo" de David Davis al frente del Ministerio del brexit y la "pasión" de Boris Johnson en la cartera de Exteriores.

Respecto del acuerdo alcanzado con su gabinete acerca de la futura relación comercial con la Unión Europea, May subrayó que la propuesta que puso sobre la mesa el viernes seis de julio, con la que tanto Davis como Johnson han sido críticos, va en favor del "interés nacional" del Reino Unido.

La mandataria aseguró que su propuesta permitirá al Reino Unido "retomar el control de sus fronteras, su dinero y sus leyes". "Y lo hace de un modo que protege nuestros puestos de trabajo y nos permite firmar acuerdos de comercio independientes", puntualizó la política conservadora al respecto.

Acerca de las dimisiones de Davis y Johnson, May se limitó a subrayar la labor de Davis al haber creado desde cero el Ministerio del brexit y su contribución a la tramitación parlamentaria de algunas de las leyes "más importantes en generaciones" para el país.

Sobre Johnson, la jefa de Gobierno reconoció su "pasión" a la hora de "promover un Reino Unido global en el mundo ante la salida de la Unión Europea".

La oposición pone en duda la capacidad de May para lograr un acuerdo

Por su parte, el líder de la oposición, el laborista Jeremy Corbyn, afirmó en la sesión parlamentaria que la salida de los funcionarios abrió una "crisis en el Gobierno" conservador.

"Está claro que este Gobierno no es capaz de lograr un acuerdo que proteja la economía, los puestos de trabajo y los estándares de vida" de los británicos, sostuvo Corbyn.

"¿Cómo puede alguien tener fe en que la primera ministra logrará un buen acuerdo con los 27 gobiernos de la Unión Europea si ni siquiera es capaz de firmar un pacto dentro de su propio Gabinete?", se preguntó el líder de la oposición.

Las renuncias dejan a la mandataria al frente de un gobierno dividido que no termina de definir si encarará un brexit más “favorable a los negocios”, o uno duro y sin medias tintas.

Con EFE y Reuters.

 

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24