Polémica legislación

Israel: parlamento aprueba una controversial ley que establece el carácter judío de la nación

El primer ministro, Benjamin Netanyahu, camina hacia su reuión semanal de gabinete. Archivo, 10 de junio de 2018.
El primer ministro, Benjamin Netanyahu, camina hacia su reuión semanal de gabinete. Archivo, 10 de junio de 2018. Jim Hollander

La norma establece que Israel es el hogar nacional de los judíos, que Jerusalén, "completa y unida" es su capital y que el hebreo es el únido idioma oficial del país.

Anuncios

El Parlamento de Israel aprobó la controversial ley "Estado - Nación del pueblo judío", que establece que solo los judíos tienen el "derecho natural, cultural, religioso e histórico" a la autodeterminación dentro del país.

Defendida por el sionismo y criticada por las minorías no judías del país, la norma también resalta que Israel es el "hogar nacional del puebo judío" y que su único idioma oficial es el hebreo, por lo que al árabe se le otorga un "estatus especial" que será determinado en una legislación posterior.

De igual forma, estipula que "Jerusalén completa y unida" es la capital israelí, afirmación que contradice los acuerdos firmados con la Autoridad Nacional Palestina, en los que se indica que el estatus de la ciudad será pactado por ambas partes en negociaciones posteriores.

"Hoy tallamos esta ley en piedra": Benjamin Netanyahu

La norma, impulsada por la coalición de Gobierno, fue aprobada con 62 votos a favor y 55 en contra.

Ante la Knéset, el primer ministro, Benjamin Netanyahu aseguró que "es un momento fundamental para los anales del sionismo y para la historia del Estado de Israel".

Asimismo, indicó que "este es nuestro Estado aunque haya gente que trate de desestabilizarlo y de desestabilizar las bases de nuestra existencia y de nuestros derechos. Así que hoy tallamos esta ley en piedra".

La comunidad árabe condenó la nueva ley

La norma recibió un amplo rechazo dentro de la minoría árabe israelí, que conforma cerca del 20 por ciento de la población.

El diputado Ahmed Tibi aseguró que "es un crimen de odio" y la tildó de discriminatoria "contra los ciudadanos árabes" al mismo tiempo que denunció que tiene "artículos racistas, especialmente los de los asentamientos judíos y los que degradan el estatus del idioma árabe".

Por su parte, el parlamentario Ayman Odeh, de la Lista Unida Árabe, aseveró que se trata de "una ley de supremacía judía", que hará que los árabes sean "ciudadanos de segunda categoría".

"Tendré que decirles a mis hijos, y a los demás niños de los pueblos árabe palestinos del país, que el Estado ha declarado que no nos quiere aquí", puntualizó.

La Unión Europea expresó su preocupación ante la norma

Tras la aprobación, la portavoz del Servicio Europeo de Acción Exterior, Maja Kocijancic, destacó que el bloque está "preocupado" por la legislación.

De igual manera, destacó "la democracia y la igualdad, incluyendo en lo referente a las minorías, siguen siendo las bases de nuestra asociación con Israel".

La funcionaria dijo que "hemos sido muy claros en nuestra defensa de la solución para el conflicto palestino-israelí con dos Estados con Jerusalén como capital y creemos que esta decisión hace más difícil que se haga realidad".

Con información de Reuters y EFE.

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24