Saltar al contenido principal

Colombia: expresidente Uribe renuncia al Senado tras ser llamado a indagatoria por la Corte Suprema

El expresidente y senador colombiano Álvaro Uribe asiste a la ceremonia de juramentación de un nuevo Congreso, que incluye la participación de miembros de las FARC que recibieron diez bancas como parte del Proceso de Paz 2016, en Bogotá, Colombia el 20 de julio de 2018.
El expresidente y senador colombiano Álvaro Uribe asiste a la ceremonia de juramentación de un nuevo Congreso, que incluye la participación de miembros de las FARC que recibieron diez bancas como parte del Proceso de Paz 2016, en Bogotá, Colombia el 20 de julio de 2018. Juan Pablo Pino / Reuters

La Corte Suprema de Justicia de ese país abrió una investigación formal contra el expresidente “por los delitos de soborno y fraude procesal”. Uribe reaccionó con la fulminante renuncia a su curul en el Congreso.

Anuncios

Con sorpresa cayó en la esfera política colombiana la apertura de investigación formal al expresidente Álvaro Uribe Vélez (2002 - 2010) por parte de la máxima instancia de la Justicia de ese país, la Corte Suprema, este 24 de julio.

Esa Corte llamó a indagatoria al recién posesionado senador por los delitos de “soborno y fraude procesal” en un caso por presunta manipulación de testigos que le enfrenta al también senador Iván Cepeda.

A solo minutos de haberse conocido la decisión del tribunal, el expresidente Uribe reaccionó anunciando su renuncia a su curul en el Senado, la cual acababa de tomar el pasado 20 de julio después de lograr más de 800.000 votos en las elecciones del 11 de marzo.

"La Corte Suprema me llama a indagatoria, no me oyeron previamente, me siento moralmente impedido para ser senador, enviaré mi carta de renuncia para que mi defensa no interfiera con las tareas del Senado", escribió el expresidente en Twitter.

El caso se remonta al año 2012 cuando Uribe denunció al senador de izquierda Iván Cepeda por el presunto uso de falsos testigos al acusarlo de buscar a exparamilitares para convencerlos de que declaran en su contra, relata EFE.

Y como en un efecto búmeran, la Corte Suprema de Justicia archivó el proceso contra Cepeda aduciendo que "no se encontró fundada la denuncia ni motivos para abrirle un proceso penal al senador" pero pidió el pasado 17 de febrero investigar al expresidente por una posible participación en la manipulación de testigos en el mismo caso.

“Como reacción a esa providencia judicial y al parecer con su consentimiento, personas allegadas al expresidente Uribe habrían emprendido nuevos actos de manipulación de testigos”, se lee en la comunicación del alto tribunal.

Álvaro Uribe usó su cuenta de Twitter este 24 de julio para criticar la decisión de la Justicia y calificó el comunicado de la Corte como un “prejuzgamiento”

Además, criticó las supuestas filtraciones a al menos dos medios de comunicación colombianos que habrían conocido el sentido de la decisión con anterioridad.

“Han pagado testigos en contra nuestra, la Corte lo ha conocido, ejerzo mi derecho a desmontar esos testimonios, pero prevalece la presión política y periodística. El magistrado que filtró información a Noticias Uno debe renunciar”, escribió el expresidente.

Sobre las garantías que tendrá Uribe en este nuevo capítulo judicial, la Corte resaltó que “tendrá oportunidad de conocer las pruebas que los comprometen y contarán con tiempo suficiente para preparar la defensa frente a los cargos que surgen en su contra”.

La renuncia de Álvaro Uribe a su curul, ¿estrategia de defensa?

Pero el sorpresivo movimiento del expresidente Uribe ha sido recibido con escepticismo por algunos. El director ejecutivo para las Américas de Human Rights Watch, José Miguel Vivanco celebró la decisión pero resaltó que espera que la “anunciada renuncia de Uribe al Senado no impida que la Corte Suprema pueda seguir adelantando esta investigación”.

El periodista investigativo Julián Felipe Martínez dijo que “Uribe presenta carta de renuncia al Senado como estrategia para que no lo investigue la Corte Suprema de Justicia que tiene evidencias contundentes del montaje contra Iván Cepeda”.

Y es que al renunciar como senador y teniendo en cuenta que las acusaciones no tienen relación con su labor en el Congreso, "el primer efecto de fondo en torno a la renuncia del expresidente Álvaro Uribe es que su proceso pasa de manera automática a la Fiscalía General Nación", publicó el diario El Tiempo.

Por otro lado, el columnista de la revista ‘Semana’, Daniel Coronell, quien ha investigado y denunciado varios escándalos alrededor del expresidente, opinó que “hasta la semana pasada el “moralmente impedido” hizo todo lo que pudo para que los ciudadanos no conocieran las pruebas que pesan contra él”.

Estrategia o no, la decisión de la Corte Suprema y la renuncia del expresidente Álvaro Uribe a su escaño son un sismo para la comodidad del líder natural de la fuerza política (Centro Democrático) que llevó a la Presidencia de la República a Iván Duque.

Con EFE

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.