Crisis Turquía- EE.UU

Estados Unidos y Turquía anuncian diálogo para resolver crisis por religioso detenido

Imagen de archivo del ministro de Relaciones Exteriores de Turquía, Mevlut Cavusoglu, y el secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, durante una cumbre de la OTAN en el centro de Bruselas, Bélgica, el 11 de julio de 2018.
Imagen de archivo del ministro de Relaciones Exteriores de Turquía, Mevlut Cavusoglu, y el secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, durante una cumbre de la OTAN en el centro de Bruselas, Bélgica, el 11 de julio de 2018. Yves Herman/Reuters

Mevlut Cavusoglu, ministro de Relaciones Exteriores de Turquía, anunció la apertura de una vía diplomática para resolver el conflicto entre Washington y Ánkara tras las sanciones económicas de la administración Trump contra dos ministros turcos.

Anuncios

El anuncio fue hecho por Cavusoglu tras la reunión que sostuvo con el secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, en Singapur, en medio de la cumbre de La Asociación de Naciones del Sureste Asiático, en la que también participó el Gobierno estadounidense.

“Discutimos qué tipo de medidas podemos tomar para fortalecer los lazos entre los dos países, un mapa de Ruta en Manbij, un grupo de trabajo común sobre el PKK, Idlib y otros asuntos. Puedo decir que la reunión se dio en una atmósfera constructiva y se centró en resolver problemas”, aseguró Cavusoglu al término de su encuentro con Pompeo.

Sin embargo, el ministro turco también dijo que su Gobierno no aceptará amenazas.

“Hemos dicho desde el inicio que el lenguaje amenazante de la otra parte y las sanciones no tendrán ningún resultado. Repetimos esto hoy”, agregó Cavusoglu.
Por su parte, el jefe de la diplomacia estadounidense dijo tras la reunión que las sanciones muestran que su país "se toma en serio el caso de Brunson".

Sanciones de EE.UU. por la detención de Andrew Brunson detonaron la crisis

El pasado 1 de agosto la administración de Donald Trump anunció sanciones económicas en contra del ministro de justicia de Turquía, Abdulhamit Gül, y el de Interior, Süleyman Soylu, por su papel en la detención del pastor estadounidense Andrew Brunson.

Como consecuencia, quedaron congelados los activos que ambos funcionarios tenían bajo jurisdicción estadounidense y se les prohibió realizar transacciones financieras a entidades del país, según indicó el Departamento del Tesoro.

En ese momento Ankara señaló que respondería con represalias contra Washington.

El religioso fue detenido en octubre de 2016, bajo cargos de terrorismo y el pasado 25 de julio recibió detención domiciliaria, en espera de un juicio.

El Gobierno turco lo acusa de presuntamente tener vínculos con el partido de los trabajadores del Kurdistán, el PKK, considerado por el oficialismo como terrorista, y de estar involucrado en el fallido golpe de Estado contra el presidente Recep Tayyip Erdogan, en 2016.

Brunson, quien reside en Turquía desde hace cerca de 20 años y dirigía una pequeña iglesia protestante, rechaza los señalamientos.

El Gobierno de Donald Trump calificó su arresto como “injusto”.

Con Reuters y EFE

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24