Saltar al contenido principal

Desde el exilio, el Tribunal Supremo de Justicia de Venezuela inició juicio contra Nicolás Maduro por corrupción

La exfiscal general de Venezuela Luisa Ortega (d) expone su argumentos contra el presidente Nicolás Maduro ante los magistrados del Tribunal Supremo de Venezuela "en el exilio" en Bogotá, Colombia, el 2 de agosto de 2018.
La exfiscal general de Venezuela Luisa Ortega (d) expone su argumentos contra el presidente Nicolás Maduro ante los magistrados del Tribunal Supremo de Venezuela "en el exilio" en Bogotá, Colombia, el 2 de agosto de 2018. Mauricio Dueñas Castañeda / EFE

Desde el Congreso de Colombia, el denominado Tribunal Supremo de Justicia de Venezuela inició un juicio contra el presidente Nicolás Maduro por un presunto caso de corrupción relacionado con el escándalo de la constructora brasileña Odebrecht.

Anuncios

El denominado Tribunal Supremo de Venezuela "en el exilio" inició en Bogotá un juicio contra el presidente de ese país, Nicolás Maduro, por un presunto caso de corrupción.

Las supuestas pruebas fueron presentadas este 2 de agosto en el Congreso colombiano por la exfiscal general, Luisa Ortega Díaz, quien señaló que Nicolás Maduro habría pagado más de 35.000 millones de dólares y más de 2.300 millones de euros por obras que no fueron culminadas.

Ortega denunció además que las obras fueron adjudicadas de manera directa a la constructora Odebrecht sin que mediara un concurso o un documento legal, incluso los presuntos delitos cometidos a través de la constructora se habrían configurado con el pago a funcionarios públicos y empresas fantasmas, principalmente con el objetivo de obtener dinero para el financiamiento de campañas electorales.

Entre las contrucciones que el TSJ tiene en la mita están las obras de la línea 5 del Metro de Caracas, Metro Cable de Mariche, línea 2 Metro de los Teques, puente sobre el río Orinoco, proyecto del Aeropuerto Internacional Maiquetía, Central Hidroeléctrica Tocona, proyecto Agrario Integral Socialista José Ignacio Abreu y el proyecto ferrocarril Caracas-Guatire-Guarenas.

El presidente del TSJ, Miguel Ángel Martín, aseguró que este juicio busca determinar si Maduro tuvo responsabilidad o no en la comisión de los delitos por los que está siendo juzgado. Por su parte, el abogado de oficio del mandatario venezolano, Andrés Felipe Lindo, insistió en que las acusaciones por parte de la fiscal son inconsistentes y no tienen ninguna base legal.

Al juicio asistieron 14 de los 28 los magistrados que están en el exilio. 13 viven en Estados Unidos, seis en Chile, cuatro en Panamá y otros cuatro en Colombia.

Este mismo tribunal declaró en abril la suspensión de Maduro como presidente de Venezuela y su inhabilidad para ejercer cargos públicos, sentencia que no tuvo ningún eco práctico en Venezuela.

Por ahora se espera que el próximo 6 de agosto continúe la audiencia en la sede de la Universidad Sergio Arboleda de Bogotá.

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.