Saltar al contenido principal

Comenzó en el Congo vacunación contra ébola ante nuevo brote

Un trabajador de salud congoleño revisa la temperatura de un hombre antes del lanzamiento de una campaña de vacunación contra el mortal virus del Ébola cerca de la aldea de Mangina, cerca de la ciudad de Beni en la provincia de Kivu del Norte, 8 de agosto de 2018.
Un trabajador de salud congoleño revisa la temperatura de un hombre antes del lanzamiento de una campaña de vacunación contra el mortal virus del Ébola cerca de la aldea de Mangina, cerca de la ciudad de Beni en la provincia de Kivu del Norte, 8 de agosto de 2018. Samuel Mambo / Reuters

Las autoridades sanitarias de la República Democrática del Congo comenzaron la campaña de vacunación contra el ébola en la provincia de Kivu del Norte, una de las dos afectadas por el último brote de la enfermedad en el noreste del país.

Anuncios

El virus del ébola parece no dar tregua a la República Democrática del Congo. Luego de que el fin del último fuera declarado durante el mes pasado, nuevos casos se registraron a partir del primero de agosto, desatando nuevamente el miedo a los contagios y propagación del virus.

Hasta el momento, el ministerio de salud ha informado de que la enfermedad afecta a dos provincias, Kivu del Norte e Ituri, y hay 16 casos confirmados y 27 probables y que investigan 47, mientras que hay 36 muertes con signos de ébola, pero sólo nueve han dado positivo hasta el momento.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) aclaró que se trata de un brote separado del que se produjo hacia el noroeste del país y que terminó hace menos de dos semanas, después de matar a cerca de 33 personas. Aunque se trata de la misma cepa, la de Zaire.

La vacuna está disponible, pero cuesta llegar a algunas zonas

La vacuna experimental que se utiliza, resultó exitosa durante su primer uso a gran escala contra el brote anterior en la provincia de Equateur.

Más de 3.000 dosis permanecen en la capital, Kinshasa, lo que permite a las autoridades desplegarlas rápidamente en las áreas afectadas. Pero se enfrentan a desafíos de seguridad en el este del Congo, una región llena de conflictos por la tierra y la etnia alimentados por décadas de guerra de encendido y apagado.

Las primeras vacunas, que se comenzaron a administrar ayer, se comenzaron a aplicar en trabajadores de la salud y luego a la población más vulnerable de Mangina, una localidad a 30 kilómetros de la ciudad de Beni donde se detectaron los primeros casos.

El virus puede expandirse a países fronterizos

El virus, que supuestamente se transporta a largas distancias por los murciélagos, presenta un alto riesgo regional. Un peligro constante es que se expanda a países vecinos como Ruanda, Uganda, Burundi y Sudán del Sur.

Este brote de ébola se declaró el pasado 1 de agosto, tan solo ocho días después de que el ministro de Sanidad, Oly Ilunga, proclamase el fin de otro en la provincia de Ecuador (noroeste).

La peor epidemia de ébola conocida se declaró en marzo de 2014, con los primeros casos que se remontan a diciembre de 2013 en Guinea Conakry, desde donde se expandió a Sierra Leona y Liberia.

La OMS marcó el fin de esa epidemia en enero de 2016, después de registrarse 11.300 muertes y más de 28.500 casos, aunque la agencia de la ONU ha admitido que estas cifras pueden ser conservadoras.

Con EFE y Reuters.

 

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.