Saltar al contenido principal

Murió a los 76 años Aretha Franklin, la ‘Reina del Soul’

En esta foto de archivo tomada el 7 de noviembre de 2017, la cantante Aretha Franklin actúa en el escenario durante una ceremonia de la Fundación contra el sida Elton John en la Catedral de St. John the Divine en la ciudad de Nueva York.
En esta foto de archivo tomada el 7 de noviembre de 2017, la cantante Aretha Franklin actúa en el escenario durante una ceremonia de la Fundación contra el sida Elton John en la Catedral de St. John the Divine en la ciudad de Nueva York. Dimitrios Kambouris / Getty - AFP

La laureada cantante estadounidense Aretha Franklin, que grabó cientos de canciones y tuvo docenas de éxitos, murió en Detroit rodeada de su familia. La artista deja un legado indiscutible.

ANUNCIOS

El mundo del soul está de luto. Su ‘reina’, Aretha Franklin, murió este 16 de agosto luego de 50 años dedicados a la música.

"En uno de los momentos más oscuros de nuestras vidas, no podemos encontrar las palabras adecuadas para expresar el dolor en nuestro corazón. Hemos perdido a la matriarca de nuestra familia. El amor que tenía por sus hijos, nietos, sobrinas, sobrinos y primos no tenía límites", publicó la familia de la artista en un comunicado difundido a los medios.

La cantante estadounidense, conocida por grandes éxitos como ‘Respect’ y ‘Spanish Harlem’, falleció en Detroit después de permanecer varios días en cuidados paliativos por un cáncer que la aquejaba en los últimos meses.

La publicista Gwendolyn Quinn le confirmó a The Associated Press que Franklin murió el jueves a las 9:50 a.m. en su casa. La declaración agregaba que "la causa oficial de muerte (...) se debía al avance del cáncer de páncreas de tipo neuroendocrino”.

"No hay debate alguno sobre quién es la Reina del Soul"

Franklin no solo era la matriarca de su familia. Su amplia y exitosa carrera dedicada al soul la hizo merecedora del apelativo ‘Reina del Soul’, el cual institucionalizó y mantuvo por décadas siendo la cara más conocida de ese género musical estadounidense.

Como lo dijo el reverendo Al Sharpton en 2008 cuando la Fundación MusiCares le entregó a la diva el premio honorífico "Persona del Año" de los Grammy, meses antes de la elección de Barack Obama como presidente de Estados Unidos: "podemos debatir sobre quién será el presidente, pero no hay debate alguno sobre quién es la reina", dijo el religioso.

Y sus más de 40 álbumes y la venia de todas las instituciones dedicadas a la música lo certifican.

En 1987, Aretha Franklin se convirtió en la primera mujer en ingresar al Salón de la Fama del Rock and Roll. Y antes, en 1979, había recibido una estrella en el Paseo de la Fama de Hollywood. Pero en 2005 recibió el mayor honor civil que concede su país, la Medalla Presidencial de la Libertad. Y los medios especializados tampoco se ahorraron homenajes a su talento. La revista 'Rolling Stone' la proclamó como la mejor cantante de la historia.

Nacida el 25 de marzo de 1942 en Memphis, Tennessee, comenzó cantando en Detroit en la iglesia de su padre, el reverendo C.L. Franklin. Allí realizó sus primeras grabaciones de góspel junto a sus hermanas, mientras aprendía a tocar el piano de oído. Una niña prodigio que se convertiría gracias a su poderosa voz en todo un ícono cultural.

Ya con 20 años Aretha era una superestrella, cantante profesional y consumada pianista que como lo narra AP, ya “había resuelto cualquier discusión sobre quién era la mejor vocalista popular de su época”. El piano, que comenzó a aprender a los 8 años, se convirtió en un componente de jazz en gran parte de su trabajo, incluyendo arreglos y composición de canciones.

Franklin, una prolífica y aplaudida carrera de cinco décadas

Aretha Franklin grabó cientos de piezas y tuvo docenas de éxitos, incluyendo 20 que alcanzaron el número 1 en las listas de Rhythm and blues.

Pero su reputación se definió por una extraordinaria serie de los 10 mejores éxitos a finales de la década del 60, entre ellas canciones como ‘(You Make Me Feel Like) A Natural Woman’, ‘Chain of Fools’ y la inmortal ‘Respect’.

Y Aretha lo hacía casi todo para alcanzar la armonía que enamoró a millones en todo el mundo. "Escribo y también estoy produciendo y cantando, puedes obtener más de mí de esa manera, en lugar de tener cuatro o cinco personas diferentes trabajando en una canción", dijo Franklin a ‘The Detroit News’ en 2003.

Pero su vitalidad se fue apagando. Su última actuación fue en noviembre de 2017 para un concierto en Nueva York de la Fundación Elton John. Ese mismo año anunció su retiro de la que sería su última gira.

Y en 2018 los problemas de salud, que se mantuvieron en reserva hasta el día de su muerte, se hicieron cada más agudos. En la semana del 13  de agosto la prensa estadounidense anunció que la ‘Reina del Soul’ iría a su casa para estar acompañada por sus seres queridos en sus últimos momentos.

Y así sucedió. Pero la fortaleza de su legado la mantendrán vigente como ya ha sucedido con otras glorias de la música estadounidense. “La música es lo mío, es lo que soy. Estoy en esto a largo tiempo", le dijo Aretha a AP en 2008.

Y su familia es consciente de ello, como publicaron este 16 de agosto: “nos brinda consuelo saber que su legado seguirá vivo”.

Con AP y Reuters

La página no ha sido encontrada

La página ya no existe o no existía en absoluto. Verifique la dirección o use los enlaces a continuación para acceder al contenido solicitado.