Saltar al contenido principal

"A mí nadie me pagó por ninguna medida de mi gobierno": Cristina Fernández de Kirchner

La expresidenta argentina Cristina Fernández de Kirchner llega al edificio de Justicia en Buenos Aires, Argentina, el 13 de agosto de 2018.
La expresidenta argentina Cristina Fernández de Kirchner llega al edificio de Justicia en Buenos Aires, Argentina, el 13 de agosto de 2018. Agustin Marcarian / Reuters

Cristina Fernández de Kirchner, quien gobernó Argentina desde 2007 hasta 2015, aseguró que “nunca nadie” le pagó por aprobar un decreto presidencial, como lo señaló el empresario Gabriel Romero, quien colabora con la Justicia.

ANUNCIOS

El pronunciamiento de la exmandataria ocurre después de que Gabriel Romero, titular de la empresa Hidrovía S.A., declarara que pagó sobornos para que el gobierno de Kirchner le extendiera la concesión de licencia de funcionamiento del mantenimiento de la hidrovía del Paraná, hasta 2021, sin pasar por un proceso de licitación.

Romero asegura que se trató del decreto 113/2010 firmado por Kirchner y por el que presuntamente habría pagado 600.000 dólares.

La información se da a conocer en el marco del caso conocido como 'los cuadernos de las coimas', luego de que salieran a la luz las anotaciones donde el chofer de uno de los empresarios, hoy acusado, llevaba las cuentas sobre los montos entregados y las personas que recibieron altas sumas de dinero.

En los cuadernos, el hombre narraba cómo transportaba bolsas con millones de dólares que empresarios habrían destinado a miembros del kirchnerismo.

Fernández respondió a través de una extensa carta que publicó en su cuenta de Facebook que sus problemas judiciales se deben a que ella afectó "intereses económicos concentrados y hegemónicos muy poderosos que siempre trataron de obstruir las medidas que llevé adelante en beneficio de las grandes mayorías populares, de la actividad económica en general y del desendeudamiento estructural de la Nación”.

En la misiva, la exmandataria también critica el proceso llevado a cabo por el juez Claudio Bonadio, quien dirige esta y otras causas que la afectan, y a quien acusa de hacer un "manejo extorsivo" de la figura del "arrepentido", que se trata de un concepto legal que otorga beneficios penales a quienes colaboren con la Justicia.

"El evidente manejo extorsivo de la figura del "arrepentido" llevado a cabo por Bonadío y Stornelli, es sencillamente escandaloso, pero cuenta con el beneplácito de las más altas esferas del Poder Judicial, de los medios hegemónicos de comunicación y de este gobierno que ha provocado que nuestro país se esté cayendo a pedazos", criticó Fernández de Kirchner.

Con EFE

La página no ha sido encontrada

La página ya no existe o no existía en absoluto. Verifique la dirección o use los enlaces a continuación para acceder al contenido solicitado.