Saltar al contenido principal

El huracán Lane baja de categoría pero aún representa peligro para Hawái

Habitantes de la localidad de Hilo en Hawái observan la crecida del río y cómo se inundó una de las carreteras del lugar el 24 de agosto de 2018.
Habitantes de la localidad de Hilo en Hawái observan la crecida del río y cómo se inundó una de las carreteras del lugar el 24 de agosto de 2018. Reuters

El fenómeno climático fue degradado a categoría 2, pero las lluvias siguen provocando inundaciones en la Isla Grande. Algunas carreteras fueron cerradas por deslizamientos de tierra sin reporte de heridos hasta el momento.

Anuncios

De acuerdo con los informes meteorológicos emitidos el viernes 24 de agosto, el huracán Lane, reducido a categoría dos, dio un giro mientras tenía ruta hacia hacia Hawái.

Los especialistas estiman que en cualquier momento el fenómeno climático podría cambiar de rumbo y pasar muy cerca de la isla, dejando daños significativos y ya no catastróficos como las primeras predicciones.

Las autoridades del estado han manifestado que alrededor de mil personas se han trasladado a los refugios de emergencia debido a las inundaciones provocadas por las lluvias caídas durante las últimas 24 horas.

"Vamos a ver lluvias torrenciales durante las próximas 48 a 72 horas. Esperamos que todos los ciudadanos estén prestando atención a la advertencia que los funcionarios locales están emitiendo", dijo Brock Long, administrador Federal de Manejo de Emergencias.

El servicio meteorológico ha anunciado que diversas zonas de Isla Grande habrían recibido al menos unos 60 centímetros de lluvia durante las últimas horas.

Esa zona espera vientos entre 62 y 117 kilómetros por hora, luego que los especialistas del servicio meteorológico redujeron la alerta de huracán a advertencia de tormenta tropical. No obstante, el riesgo de huracán sigue vigente para los condados de Oahu y Maui.

Servicios de emergencias, preocupados por la situación de los turistas

Los servicios de bomberos y emergencias han actuado de manera rápida en la evacuación de personas en condiciones de peligro. Por ejemplo, cinco turistas fueron rescatados de una casa en alquiler en Hilo luego de que las lluvias provocaran el desbordamiento de una quebrada cercana la cual inundó el lugar.

La policía ha advertido a los visitantes que abandonen la playa de Waikiki debido a la intensidad de las lluvias. Los uniformados han ordenado la salida de surfistas y nadadores indicando que la zona estaría cerrada hasta nuevo aviso.

Las cadenas hoteleras han informado que están en capacidad de mantener a los turistas a salvo, siempre y cuando permanezcan dentro de las instalaciones.

"La única preocupación son los que se aventuran fuera de las propiedades, que desean caminar en un día como este o que aún desean adentrarse en el océano", dijo Mufi Hannemann, CEO de la Asociación de Alojamiento y turismo de Hawái.

Con Reuters y AP

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.