Dos cocaleros muertos en choques armados con policías en Bolivia

Anuncios

La Paz (AFP)

Dos cocaleros murieron en choques armados con uniformados este miércoles en los valles de Yungas, en el oeste de Bolivia, informó el jefe nacional de la Policía, quien reveló que en el lugar actúa un grupo irregular.

"Como consecuencia de estos hechos es lamentable comunicar el fallecimiento de dos personas de sexo masculino, uno de aproximadamente 40 años y el otro de 45 años de edad (...) quienes portaban armas de fuego", señaló en conferencia de prensa Faustino Mendoza, comandante de la Policía.

Los choques se registraron en el poblado de La Asunta, al este de la ciudad de La Paz, donde el viernes pasado se habían producido otros enfrentamientos con campesinos que resisten la destrucción de cultivos de coca, en los que un policía murió y otros siete uniformados resultaron heridos.

Mendoza aseguró que los policías fueron hostigados durante cinco horas por "francotiradores desde las serranías" y que "lastimosamente se ha procedido a su neutralización en legítima defensa".

Acotó que hay "grupos irregulares armados que se encuentran operando en la zona" y que policías de élite actuarán para desbaratar estas acciones.

Más temprano, otro jefe policial, Marco Antonio Ibáñez, aseguró que un contingente de uniformados "fue atacado con armas de fuego y dinamitas".

El dirigente campesino de la zona Tito Flores reveló a la radio privada Fides que hay otro labriego desaparecido, varios heridos y unos ocho detenidos.

Mientras, una marcha de mujeres indígenas se dirige hacia La Paz, en protesta por la detención del principal dirigente del sector, Franklin Gutiérrez, acusado de los delitos de "organización criminal, portación ilegal de armas de fuego", lesiones graves y tentativa de asesinato y homicidio.

Según un informe reciente de la Oficina de Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC), los cultivos de coca crecieron el año pasado un 6%, al pasar de 23.100 a 24.500 hectáreas, principalmente en los Yungas de La Paz (65%) y el Trópico de Cochabamba (34%).

El mismo estudio estimó que entre el 35% y el 48% de la coca va a parar a la producción de cocaína. Bolivia es el tercer productor de coca y cocaína del mundo, detrás de Perú y Colombia.