Saltar al contenido principal

Pescadores británicos y franceses buscan calmar el conflicto sobre las vieiras

Anuncios

Londres (AFP)

Representantes de los pescadores de Reino Unido y Francia buscan este miércoles en Londres una solución al conflicto sobre la pesca de la vieira, tras los enfrentamientos frente a las costas de Normandía y con el Brexit cada vez más cerca.

En la reunión "habrá responsables franceses, nuestros propios responsable y representantes de ambas partes de la industria pesquera que se encuentran para volver a hablar de la posibilidad de encontrar un acuerdo similar al que había los últimos cinco años", declaró el secretario de Estado de la Pesca, George Eustine, ante la comisión parlamentaria de Medio Ambiente.

La tensión entre los pescadores de vieiras de ambos lados del Canal de la Mancha existe desde hace tiempo. En los últimos cinco años se habían concluido acuerdos anuales para apaciguar las relaciones, pero este año los franceses se negaron a firmarlos.

La semana pasada pescadores de ambos países se lanzaron piedras e insultos e incluso llevaron a cabo maniobras peligrosas en alta mar cuando una treintena de pesqueros franceses intentaron impedir que cinco barcos británicos faenasen en la zona.

Eustine aseguró que no se registraron nuevos enfrentamientos desde entonces y que su homólogo francés le garantizó que se desplegarían "medios adicionales" para evitar que estos actos se reproduzcan.

"La marina francesa está preparada para intervenir en caso de fricciones" en la zona de pesca de este cotizado molusco situada frente a la región francesa de Normandía, afirmó el martes el ministro francés de la Pesca, Stéphane Travert.

En víspera de la reunión, Travert también abogó por un acuerdo que permita "una gestión sostenible y eficaz de los recursos de vieiras".

"Queremos, al igual que Francia, ver surgir una solución amistosa", dijo por su parte una portavoz de la primera ministra británica, Theresa May.

- "Partidarios del Brexit" -

Los pescadores franceses, que solo están autorizados a pescar vieiras entre el 1 de octubre y el 15 de mayo para intentar preservar la especie, piden a los británicos, cuya pesca no está limitada en el tiempo, que respeten las misma reglas frente a las costas de Francia.

El acuerdo en vigor hasta 2017 obligaba a los británicos a regirse por el calendario francés pero concernía únicamente a los barcos de más de 15 metros. Los pescadores franceses acusaron a los británicos de aprovechar esta brecha fletando barco menores fuera del periodo autorizado y en 2018 se negaron a renovar el acuerdo.

El presidente del comité regional de pescadores de Normandía, Dimitri Rogoff, afirma que los británicos utilizaron la falta de acuerdo para intensificar la pesca: "pasaron de 2.000 toneladas a 35.000 toneladas cuando nosotros pescamos 30.000 toneladas", asegura.

En el plano legal, la pesca de los barcos británicos en aguas francesas fuera de esa temporada de pesca no representa una infracción ya que fueron los franceses quienes determinaron un calendario con que realizar una mejor gestión.

Sin embargo, "los pescadores ingleses son más bien partidarios del Brexit y tenemos que reconocer que las tensiones se reavivan a medida que se acerca el momento de la salida del Reino Unido" de la Unión Europea, afirmó Travert.

Los pescadores británicos votaron mayoritariamente a favor del Brexit con la esperanza de recuperar el control de sus aguas.

Antes del inicio de la reunión, el presidente del comité francés de pesca marítima, Gérard Romiti, aseguró a la AFP su disposición a negociar.

"Hemos venido con la mano tendida, no nos tienen que dar la espalda", afirmó, asegurando apoyar las acciones francesas y europeas "de gestión de pesca sostenible, de responsabilidad y de reparto equitable de un bien común".

Los pescadores españoles, también ávidos de la vieira, no se ven afectados por este conflicto dado que sus barcos no faenan en esa zona, explicó a la AFP el presidente de la Federación Gallega de Cofradías de Pescadores, Tomás Fajardo.

Aún así, aseguró "apoyar a los compañeros franceses, porque en teoría los ingleses van a dejar de pertenecer a la UE con el Brexit, así que apoyar a los que quedamos". "Si los ingleses se van, bye bye".

Página no encontrada

El contenido que solicitó no existe o ya no está disponible.